Detenido en Letonia un parlamentario por protesta an…
¿Ya izó la Bandera de Quito?
Remoción de escombros sigue en Amaguaña, tras deslave
Autos, bus, moto… involucrados en dos siniestr…
Sismo de 5.22 en la Amazonía de Ecuador se sintió en Perú
Nueva York impondrá la vacuna a trabajadores del sec…
La Sesión Solemne en la agenda de Fiestas para el 6 …
Consejos para chicos frustrados por aplazamiento de …

Sobre el síndrome de Down y un artículo de opinión

Como Presidenta de la Fundación Latidos Down Ambato quienes brindamos acompañamiento a familias de personas con síndrome de Down, tenemos la visión de sensibilizar, educar e informar a la comunidad en general, sobre todo lo relacionado a esta condición; además de apoyar a las familias que dentro de su círculo tienen una persona con esta condición y promover la inclusión basados en los principios de equidad y respeto. Impulsados por los DD.HH. y los movimientos sociales que reclaman mayor igualdad entre todos los ciudadanos y la superación de todo tipo de discriminación queremos hacer un llamado muy encarecido a revisar sus artículos antes de ser publicados. Utilizando el lenguaje correcto e inclusivo, contribuimos a la eliminación del uso de etiquetas, estereotipos o diversas formas de exclusión que encontramos en nuestra sociedad día a día.

Esta es la segunda vez que hacemos un llamado a Diario EL COMERCIO por una redacción inapropiada referente a la condición del síndrome de Down. En esta oportunidad es una situación discriminatoria. En el artículo con fecha 24 de enero 2021, en su página de opinión, pública en el artículo “Vacuna anticorrupción”. La parte pertinente dice: “Van ya cinco años en que los enfermos no tienen dónde curarse. No debemos quedarnos impávidos, mongoloides, ciudadanía en que nuestra identidad es el síntoma de Down social, pero sin inocencia sino cargada de una mudez moral de espanto” https://www.elcomercio.com/opinion/columnista-elcomercio-opinion-vacuna-anticorrupcion El autor de dicho artículo no puede comparar esta pestilente atrocidad, con la virtud que poseen las personas con Síndrome de Down. Esta imprecisión muestra la ignorancia que todavía existe en nuestra sociedad y la falta de empatía por nuestros semejantes. Espero de todo corazón que algún día podamos asociar el término de Síndrome de Down con lucha, perseverancia y éxito porque sabemos que un cromosoma extra no limita a nadie.

Ante esta situación y conociendo el impacto que tiene un medio de prestigio como Diario EL COMERCIO en la comunidad y por la responsabilidad social que conlleva proporcionar información de manera adecuada a los individuos que confían en el producto que se les entrega, les solicitamos publicar una rectificación expresa y las debidas disculpas públicas ya que nos sentimos afectados como colectivo.

Suplementos digitales