1 de junio de 2019 00:00

Se fue un hombre bueno: Julio César Trujillo

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 8
Bolívar Gonzalo Brito Santos

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

“A las buenas acciones, no hace falta agregar sino las necesarias palabras”. Se fue un hombre bueno, en esta frase se compendia la personalidad del doctor Julio César Trujillo que, en virtud de su innata vocación de servicio, pospuso sus legítimas aspiraciones al bien común. Será recordado el hombre íntegro que sin favor ni temor actuó en todos los campos que le tocó asumir.

Entre las muchas anécdotas que se pueden recordar, tiene que ver con su invariable accionar de servicio. Se refiere que se encontraba en su cátedra de derecho en la Universidad Católica, que un alumno requería hacerle una consulta urgente sobre la materia; no dudó en suspender la clase para salir y atender la misma, aunque ya se había consumido su hora, vale anotar que el que hacía la consulta no era alumno de la facultad.

Los justos y postreros homenajes rendidos a su memoria por el pueblo ecuatoriano, demuestran que la nobleza de los ciudadanos se mantiene intacta y está por encima de las bajas pasiones de malos ecuatorianos, incapaces de aquilatar la valía de los hombres superiores que para bien del país existen en todos los campos del quehacer humano. 

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (5)