Un hombre de 35 años es el primero en morir a causa …
Inauguran un busto de George Floyd en Nueva York con…
México suspende el regreso a las aulas en la capital…
Los centros comerciales de Guayaquil reciben un 30% …
Ecuador acumula 445 586 casos de covid-19 y más de …
Perú supera las 6 millones de dosis aplicadas contra…
Chile supera los 6 000 nuevos casos de covid-19 por …
Incumplimientos continúan en Quito, en medio de la pandemia

Feria del libro de Quito

Es motivo de satisfacción sana y emoción, el conocer que la Feria del Libro que se realiza en Quito ya se ha institucionalizado y que todos los últimos años se viene realizando en la capital ecuatoriana, sin falta.

Ahora conozco por parte de la prensa informativa, libre y que se interesa realmente por la Cultura, que ya estamos aproximadamente a 15 días de la inauguración, es decir el 21 de noviembre.

Seguramente será en un espacio amplio y cómodo como lo fue en la Plaza Bicentenario. También se realizará la VII edición de la FIL UIC, que en los últimos años ha tenido como su ‘sede’ a la ciudad de Quito. Yo aspiro sanamente y con toda sinceridad que se den preferencias para ayudarnos a adquirir material de Cultura, es conocido que los libros son costosos y debemos tener un presupuesto separado -importante- para la lectura, ojalá en esta Feria podamos adquirir los libros que más nos interesen y no nos quedemos “con las ganas” como ha sucedido en ocasiones anteriores. Apelo a todas las autoridades para que se haga un esfuerzo para ello.

Realmente el libro de papel no tiene reemplazo con el electrónico, su olor, su textura, y tantas cosas son incomparables. Es mi deber como lector hacer pública mi felicitación a los medios de comunicación libres, informativos y que gustan de la Cultura por difundir y hacernos conocer de este tipo de eventos, fechas, lugares, expositores, invitados, etc. Las autoridades culturales poco o mejor dicho nada han mencionado al respecto, no ha habido un enlace o mención sobre el tema tan importante y seguramente no lo habrá.

Esperemos al 21 entonces y vamos a visitarla, novedades, ediciones conmemorativas, etc., invitemos a nuestros niños, alumnos, hijos, etc. y vamos en compañía y con seres desde las primeras edades para que gusten y disfruten de la literatura, una de las mejores maneras de distraer el gusto por cosas nocivas.