Pico y placa en Quito: Restricciones para este marte…
Quito hace frente al trabajo infantil
Quito se materializa en recuerdos y vivencias
Luis Cola forjó su carácter en el centro quiteño
Christian Terán Nolivos es chulla y youtuber a la vez
Murió Kirstie Alley, actriz de 'Cheers', a causa del cáncer
Asamblea posesiona a Gina Aguilar como suplente para…
El concierto de Anuel AA en Quito será el 6 de diciembre

Desaire olímpico

Todos le creemos al Presidente, él nunca quiso participar en las Olimpiadas. Son esas secretarias y secretarios afanosos, esos que hacen todo sin consultarle, los únicos que querían verle al ‘jefe’ desfilar con su camisa étnica al frente de nuestra delegación. No es para menos, imaginen al abanderado de la revolución del siglo XXI desfilar ante el aplauso delirante de miles, de millones de espectadores, el sueño de cualquier secretario nacional de Comunicación.

La sencillez, la humildad, la falta de afán protagónico que le caracterizan al presidente Correa jamás le habrían llevado a buscar de algo tan ridículo. ¿Por qué será que cuesta creerle?