Denuncias de amenazas para votar a favor de destituc…
Cuatro escenarios tras la derogatoria del estado de …
Un domingo distendido se vivió en Quito, tras 13 día…
Los mayores de 30 años se prefieren el libro religio…
Cuatro familias dejarán atrás sus casas cuarteadas d…
Locales reabrieron en sector de av. Patria, en segun…
Unión de Taxis de Pichincha desmiente una posible pa…
99 militares resultaron heridos durante 14 días de protestas

¿Y qué pasó?

Después de los escándalos políticos, sociales y económicos, en el que se incluye a un Presidente retando a los puños a un asambleísta queda una pregunta suelta: ¿Qué pasó con los personajes que apoyaban la cultura y el progreso nacional? Parece una pregunta sin sentido a primera vista, pero nos hace reflexionar sobre el verdadero peso que le damos a las cosas. Si los medios de comunicación, en general, solo cubren las noticias escandalosas (véase el “pídele a Dios que te haga el milagrito”) y las personas concentran sus conversaciones en ello no se abre un campo de discusión para el futuro con una visión positiva. Es momento, siempre lo es, de dejar a un lado lo que estorba al progreso personal y general del Ecuador y concentrarse en lo que de verdad importa: la cultura.