Persistencia retiniana

Textos breves sobre cine. Twitter: @andrescardenasm. Instagram: @andrescardenasmatute

Andrés Cárdenas Matute

Andrés Cárdenas Matute

Estudió periodismo en Ecuador y Chile. Ha escrito para periódicos y revistas de Ecuador, Colombia y España. Actualmente vive en Italia, en donde realiza estudios de doctorado sobre filosofía del cine.

Where’d You Go, Bernadette (2019)

En medio de la intimidad que genera estar dentro del mismo auto en plena lluvia, Richard Linklater coloca a una madre y a una hija cantando Cyndi Lauper a todo pulmón. La primera se lanza a hacer los coros, como cuando la autenticidad fluye instintivamente por las cuerdas vocales. Nosotros solamente estamos autorizados a mirar la escena desde fuera, a través de las gotas que se deslizan por el vidrio; de todas maneras no nos atreveríamos a romper el hechizo. “If you fall, I will catch you, I’ll be waiting time after time”. Y esa seguridad que ofrece el texto, ese sostén ante el vacío, esta vez funciona no solo en dirección adulta-adolescente –que suele ser lo habitual– sino sobre todo a la inversa. Bernadette, la madre, es una célebre arquitecta que lleva una década de bloqueo creativo con problemas de sociabilidad. Todo empezó cuando se mudó de Los Ángeles a Seattle tras un trauma laboral y, por varias razones, se dedicó a odiar a la ciudad y a su gente con un exquisito cinismo que solo Cate Blanchett puede convertir en algo agradable. Linklater consigue el tono perfecto de comedia para observar a esta mujer en crisis, deteniéndose especialmente en ese refugio que ha construido con su hija; un lugar que, quién sabe, tal vez le devuelva la capacidad de creación y la comunicación con los demás.