Lo que otros callan por temor o timidez, aquí se lo dice sin anestesia. Es comentarista de fútbol de EL COMERCIO.
Alejandro Ribadeneira
Licenciado en Comunicación Social por la Universidad Central. Es periodista desde 1994. Colabora con el Grupo El Comercio desde el 2000 y se ha desempeñado en diversos puestos desde entonces. Actualmente ocupa el cargo de Editor Vida Privada.

Mundial: Día 21. Entre los cálculos y el ‘Va por ti, Ecuador’

COMPARTIR
valore
Descrición
Indignado 3
Triste 1
Indiferente 0
Sorprendido 6
Contento 0
Viernes 04 de julio 2014
Alejandro Ribadeneira, Comentarista, @guapodelabarra

2 de julio. Jornada de pausa para analizar qué le espera al Mundial en los cuartos de final, que tienen por primera vez en la historia a Colombia y Costa Rica. Quizás no lleguen más lejos. Los cafeteros se las verán con Brasil, cuya solidez defensiva y el estrés de su plantilla son sus datos más destacados, aunque todo dependerá de un tal James y su capacidad de administrar su gran momento. Los ticos se las verán con Holanda, que presiona con la indoblegable fuerza de un recaudador de impuestos. Lo más probable es que ya no exista más espacio para las hazañas.

También están los duelos entre Alemania y Francia, siempre tan sabrosos, con aroma de final adelantada y que se juegan sin pronóstico seguro. ¿Benzema o Müller?, ¿Pogba u Özil? ¿Deschamps o Löw?Luego, belgas y argentinos animarán un partido impredecible. ¿Messi marcará la diferencia, como ha sido la tónica de este Mundial tan fácil –y al mismo tiempo tan difícil- para el equipo de Sabella? ¿O los belgas por fin mostrarán por qué estaban como cabeza de serie? En todo caso, Messi es un plus difícil de no tomar en cuenta a la hora de los augurios, básicamente porque todos los caminos confluyen a su gloria.

Este día también se conmemora la máxima hazaña del fútbol ecuatoriano: la Copa Libertadores que obtuvo Liga de Quito. Nunca se ganó nada tan importante hasta que los pupilos de Bauza aguantaron en una final memorable con Fluminense y dieron la vuelta olímpica en el Maracaná. El lema de Liga fue ‘Va por ti, Ecuador’. Seis años después, la Tricolor tuvo ese grito de guerra en el bus oficial del Mundial pero el resultado estuvo lejos de repetirse. ¿Es una señal de que los tiempos están cambiando y que urge una renovación? Todo cambia, dice la canción.