El camboyano John Chhan y su esposa Stella son dueños de una tienda de donas en California. Foto: Pixabay

El camboyano John Chhan y su esposa Stella son dueños de una tienda de donas en California. Foto: Pixabay

Martes 06 de noviembre 2018

#viral

Una comunidad se unió para ayudar a un vendedor a pasar tiempo con su esposa enferma

Redacción Afull (I)

John Chhan es dueño de una tienda de donas en Seal Beach, California (EE.UU.). Cuando sus clientes frecuentes se enteraron de que su esposa padece una grave enfermedad quisieron ayudarlo. Pero Chhan no quiso aceptar ningún tipo de caridad, lo que llevó a los moradores a buscar otra alternativa.

Stella Chhan, la esposa y copropietaria del local Donut City, sufrió un aneurisma cerebral el pasado 22 de septiembre del 2018. Un aneurisma, según la página web de Mayo Clinic es "una protuberancia o dilatación en un vaso sanguíneo en el cerebro".

Como consecuencia del accidente cerebrovascular, la mujer pasa sus días en un centro de rehabilitación y Chhan va a verla cada vez que cierra su tienda. La comunidad se unió para ayudarlo a cerrar más temprano y así pasar más tiempo con su esposa. Para hacerlo, dejaron de comprar las donas por unidades, y ahora adquieren el producto por docenas. Muchas veces no solo se llevan una, sino tres o más.

Esto ha hecho que los horarios de atención de Donut City se modifiquen. Antes, el local abría sus puertas entre las 04:30 y las 14:00, pero ahora, el producto se acaba antes de las 07:30, según un artículo difundido por el Washington Post.

Esta práctica solidaria se inició a finales de octubre del 2018 y se mantiene. Y es que John Chan se niega a recibir cualquier suma de dinero que no provenga de la venta de sus donas . Él asegura que no le faltan recursos económicos para atender a su esposa, sino tiempo. Esto llevó a los clientes de Donut City a aumentar su consumo del producto que el local oferta.

John tiene 62 años y Stella, 63. Ellos migraron a California en 1979 y llegaron como refugiados desde Camboya, asegura CBS. En 1990 compraron el local de donas frente al que ahora cada día se forman largas filas antes de las 07:00.

La pareja tomó la decisión de migrar en búsqueda de un mejor futuro luego de que el ejército de EE.UU. se retiró de Vietnam y Camboya. Tras la salida de las tropas, el régimen comunista de los Jemeres rojos instauró campos de concentración, adoctrinamiento y trabajos forzados para quienes ellos consideraban tenían un estilo de vida occidental.

Una clienta del local consultada por el Washington Post, Jenee Royers, describió a la pareja como personas "humildes y sonrientes". Ella ha consumido los productos de Donut City desde hace unos 20 años y el pasado domingo 4 de noviembre del 2018 estaba determinad a ayudar a John a vender su producto más rápido.

Por ello, le preguntó cuáles eran las donas que menos se vendían y él respondió que las de variedad de pasteles tenían una venta baja. Eran las 06:30 y la mujer compró una docena de estas donuts para llevarlas a una escuela de surf de la que es propietaria junto con su familia.

El gesto de la comunidad tiene al hombre sin palabras, según confió al medio estadounidense, "Lo aprecio mucho. No puedo decir gracias y gracias lo suficiente", concluyó.