25 de junio de 2019 11:44

Habitantes de un pueblo en Alemania compran toda la cerveza del lugar para evitar una celebración de neonazis

En Ostritz los vecinos se pusieron de acuerdo para comprar toda la cerveza del lugar y evitar la celebración del Festival Escudo y Espada. Foto: tomada Twitter Hanz Christian

En Ostritz, los residentes se pusieron de acuerdo para comprar toda la cerveza del lugar y evitar la celebración de un festival neonazi. Foto: tomada Twitter Hanz Christian

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 23
Redacción Elcomercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Los residentes del pueblo de Ostritz, en Alemania, realizaron una ingeniosa protesta para manifestar su rechazo a la violencia de grupos neonazis. Los habitantes acordaron comprar toda la cerveza de los supermercados de la localidad y así agotar la bebida, con lo cual buscaban evitar una celebración que tenía previsto realizar ese grupo para recordar a Adolfo Hitler, informó este martes 25 de junio del 2019 el periódico Spiegel en su portal digital.

Los partidarios del neonazismo llegaron a Ostritz, un pueblo ubicado en la frontera con Polonia, para celebrar el festival Escudo y Espada. El evento se realiza cada año en honor al nacimiento del fallecido presidente alemán y en este 2019 debía efectuarse el fin de semana del vienes 21 y sábado 22 de junio.

El anuncio del evento motivó a las autoridades locales a prohibir la venta de bebidas alcohólicas, como parte de un operativo de seguridad. Los uniformados se incautaron de decenas de jabas de cervezas que llevaban los participantes a Ostritz, durante el fin de semana.


La situación generó malestar entre los pobladores, por lo cual se organizaron para comprar todas las cervezas en botellas y latas de cada supermercado ubicado en la zona. Según informó el portal español La Vanguardia, los residentes adquirieron más de un centenar del producto, que llevaban en cajones.

Imágenes de las personas que empujaban los carros de compras repletos con cajas de decenas de cervezas se difundieron en redes sociales. Los ciudadanos hacían llamados en las plataformas virtuales para agotar el producto y no permitir la celebración neonazi.

El festival Escudo y Espada tenía planeada la asistencia de entre 500 a 600 personas, durante ambos días de la celebración. Sin embargo, los asistentes no lograron conseguir cervezas durante su estadía en el festival.


Este lunes, uno de los organizadores dijo a Spiegel que el gesto de los residentes fue "un ejemplo de participación ciudadana", en donde con una idea creativa se enfrentó a la violencia.

La Policía retiró más de 4 600 litros de cerveza a los asistentes del evento, durante el fin de semana.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (2)