9 de diciembre de 2020 10:15

Transportistas organizan caravana pacífica por el incremento del diésel

Una caravana de vehículos de transporte pesado circulara por la avenida Simón Bolívar en rechazo al alza de la subida del diésel y repuestos. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

Una caravana de vehículos de transporte pesado circulara por la avenida Simón Bolívar en rechazo al alza de la subida del diésel y repuestos. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 5
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 7
Unidad de Noticias

Una caravana de camiones se realizará desde las 10:00 de este miércoles 9 de diciembre del 2020 en Quito. Luis Felipe Vizcaíno, presidente de la Federación Nacional de Transporte Pesado del Ecuador (Fenatrape), informó que se trata de una protesta pacífica para solicitar al Gobierno una solución por el incremento del diésel en el país.

Según el dirigente, el precio del galón de ese combustible pasó, en apenas tres meses, de USD 1 a 1,24, lo cual afecta en la economía de los propietarios de los vehículos de transporte pesado. “Es una marcha motorizada. No vamos a paralizar nuestro trabajo, no obstruiremos las vías. Solamente queremos sensibilizar a las autoridades”.

Los vehículos comenzaron a concentrarse desde las 08:00 en el intercambiador de Guajaló y tienen previsto movilizarse a lo largo de la avenida Simón Bolívar. Los transportistas solicitan al Gobierno que se congele el precio del diésel.

Transportistas se colocaron en la avenida Simón Bolívar en rechazo al alza del diésel. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO

Transportistas se colocaron en la avenida Simón Bolívar en rechazo al alza del diésel. Foto: Galo Paguay / EL COMERCIO


Vizcaíno indicó que la manifestación se realizó de forma simultánea en otras provincias del país como El Oro, Carchi, Tungurahua y Guayas. Para el dirigente, el sistema de bandas para controlar el precio del diésel, implementado por el Gobierno, no ha funcionado y cada mes se encuentran con la novedad de que se incrementó el costo de ese combustible.

Carlos Cueva es propietario de un trailer. Aseguró que antes trabajaba con dos choferes y ahora solo con uno. “Tenemos que buscar los repuestos más baratos en las distribuidoras”. Otro problema -apuntó el transportista- es que las llantas son caras. “Pedimos la ayuda del Gobierno”.

Javier Muñoz tiene dos vehículos. A su criterio, la situación económica es insostenible. “Hemos parado porque no tenemos ingresos para pagar los sueldos de los choferes, ni siquiera para costear su alimentación. Dijo que los costos de los repuestos varían entre USD 200 y 500.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)