6 de September de 2009 00:00

Sordo superó ayer por una décima a Loeb

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Australia.  AFP

El español Dani Sordo (Citroën C4) se adjudicó ayer  un ajustado triunfo  del Rally de Australia,   en Kingscliff, con tan sólo una décima de ventaja sobre el francés Sébastien Loeb (Citroën C4). El  finlandés Mikko Hirvonen (Ford Focus) culminó en tercer lugar.

El piloto ibérico  ganó un tramo crononetrado en la jornada, el E23, con un tiempo de 9,30. Este registro le permitió asegurarse  el liderato de la prueba.

Como ocurre  con frecuencia en los rallies en pista de tierra, la táctica fue fundamental en una segunda jornada muy animada y donde el pentacampeón mundial Sébastien Loeb fue el más rápido en cinco tiempos  (ES17, ES18, ES20, ES21, ES22).

“El auto es perfecto, tengo confianza  y avanzo bien. Estaba en la punta  (antes del inicio de la jornada), pero si me quedaba en esa posición habría tenido más  dificultades el domingo (hoy)”, dijo el francés antes del comienzo de la carrera. El francés estima que la ruta de hoy es complicada.

Ayer,  el francés puso en práctica su estrategia y disminuyó la velocidad al final de un especial de velocidad, el  ES23. Su intención era clara: evitar el  primer lugar  de la clasificación.

Sin embargo,  en las especiales de Tweed (E24 y E25), que solo otorgaban puntos  para la clasificación general,   apretó el acelerador  a fondo. Aun así, fue finalmente su compatriota Sébastien Ogier quien obtuvo  la victoria, en las calles de Murwillumbah.

Ogier,  campeón del mundo junior,   partió  en segunda posición.  Pero afrontó problemas con su auto y  terminó quinto en la general. El piloto mostró una gran exhibición  en Murwillumbah.

“Nuestra posición en la carretera se presentó más complicada  que el viernes. Esto era algo previsible ”, dijo Ogier. “De todas maneras el rally se decidirá el domingo (hoy)”, añadió el piloto, que quedó a 46,2 segundos de Sordo.

En cambio, Loeb destacó la escasa diferencia en los tiempos registrados en la jornada de ayer.   “Para el público es  interesante vernos correr con diferencias tan relativas”, señaló  el francés.

En la parte intermedia de la clasificación la situación es diferente. Tras los cinco primeros pilotos de la clasificación, la distancia es considerable. El noruego Henning Solbert  rompió el parabrisas de su Ford al salirse de la pista. Por eso,  perdió un minuto antes de continuar la carrera y conservar finalmente su sexta plaza.

Con estos antecedentes, los 120 kilómetros cronometrados que se corren  hoy  en 10 pruebas especiales son  decisivos.

Aunque Sordo se adueñó de la primera posición ayer,  será el finlandés Hirvonen quien largue primero hoy. El español saldrá segundo y  Loeb, tercero.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)