7 de January de 2012 00:01

Policía dice que se intentó asaltar al Penal

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Una organización delictiva planificaba el ‘rescate’ de César F. y Drayzon A., detenidos en el ex Penal García Moreno desde el 20 de septiembre por el asesinato del empresario Francisco Espinosa, en Miravalle. Según Inteligencia de la Policía, la ‘casa de seguridad’ de la red que intentaba dar el golpe estaba en el tercer piso del edificio de un condominio, cerca de la av. Occidental, norte de Quito.

Con ese argumento, el departamento y una casa en el sur fueron allanados esta semana. Se encontraron fusiles, municiones y réplicas de uniformes del Grupo de Intervención y Rescate (GIR), con logotipos e implementos (chalecos, gorras y cascos).

“Esto fue configurado por bandas delictivas que están en la Penitenciaría del Litoral, el ex Penal García Moreno y el Centro de Rehabilitación Social 2 de Guayaquil. Se desmanteló una planificación de fuga de Los Choneros y las personas aprehendidas por la muerte del empresario Espinosa (Caso Envigado). No olvidemos que ellos son procesados por 10 crímenes más”, dijo ayer el ministro del Interior, José Serrano.

Pero ¿qué pistas tuvo la Policía para llegar a esa conclusión? En los dos operativos no hubo detenidos. De hecho, los allanamientos se hicieron en el día, con periodistas invitados por la Policía, que llegaron sin protección (chalecos antibalas), como parte de las patrullas a cargo de los operativos.

“Se hallaron las hojas de ruta de fuga de los centros de rehabilitación”, dijo José Serrano. Él agregó ayer que existiría relación entre el intento de asalto al Penal y la denuncia de una red de túneles en las inmediaciones de la cárcel del Centro Histórico de Quito.

La noche del 22 de noviembre del 2011, cerca de 130 uniformados de los grupos de élite de la Policía, armados con fusiles, realizaron una inspección en el ex Penal. La Policía y la Fiscalía ingresaron al centro. Buzos del Grupo de Operaciones Especiales (GOE) se sumergieron en las alcantarillas de la calle Rocafuerte. Los policías murmuraban sobre la existencia de un posible túnel y el intento de fuga de prisioneros peligrosos. Por esa razón, las inspecciones se focalizaron en los pabellones A, de máxima seguridad, y B, donde se encuentran internos que tienen sentencia. En el primero están los detenidos por la muerte del empresario quiteño.

Un agente que participó en las operaciones dijo que los detenidos del Caso Envigado y Los Choneros mantuvieron una relación que se mueve alrededor del tráfico de drogas. “La intención era de ‘asaltar’ el ex Penal y sacarlos (disfrazados como agentes del GIR). Por eso tenían tanto armamento de grueso calibre y municiones”.

Agregó que un miembro de la banda desarticulada en el Caso Envigado, quien aún no ha sido aprehendido, planificó el asalto al centro de rehabilitación social. “Al parecer, las instrucciones de sacarlos vienen desde el exterior. Hace 5 semanas compró (los uniformes, las insignias y las armas)”, relató el oficial. “Se trata de un comando armado que se encontraba en Quito desde hace un mes. Vino la fuerza operativa para ver cómo iba a actuar, conocer el armamento y cerciorarse de que esté listo para utilizarlo”, agregó.

La Policía investiga si el comando es una agrupación de ex policías o militares foráneos dados de baja. “Al parecer se trataba de gente especializada en tácticas de rescate”, indicó otro agente de Inteligencia.

En las investigaciones de este caso también se determinó que la agrupación iba a utilizar una avioneta para sacar de prisión a los detenidos por el crimen cometido contra el empresario Espinosa. “Planificaron su escape desde que fueron arrestados. Tienen mucho dinero e iban a movilizarse por vía aérea”, dijo el policía.

En la Fiscalía se investiga si el caso Envigado tiene relación con la muerte de un agente, en Píntag (Pichincha), cuando realizaba un trabajo encubierto de seguimiento a un tráiler que llevaba 34 000 gramos de cocaína. Las indagaciones de Inteligencia de la Policía concluyeron que “en el caso de Píntag aparece como sospechoso un miembro de la Policía. A todos los vamos a evidenciar cuando todo esto reviente”, dijo un oficial.

La Fiscalía refirió que entre las personas inculpadas por el asesinato de Francisco Espinosa había posibles sicarios que en otros hechos habrían participado como parte de la seguridad de una red de narcotráfico. Entre las víctimas de ese cuerpo están Óscar D., acribillado con 20 disparos el 24 de junio, en la avenida Brasil; dos jóvenes asesinados el 11 de junio, cuando esperaban la luz verde del semáforo de la av. De la República y Eloy Alfaro, y la muerte del policía Darwin A. en Píntag, el 19 de marzo, cuando vigilaba al tráiler con 34 000 gramos de coca.

Relevo de oficiales en Quito

En el Complejo Habitacional de Tránsito, en la avenida 10 de Agosto y Del Maestro (norte de Quito), 160 oficiales de la Policía,  en los grados de subtenientes y tenientes, se unieron ayer a las tareas de control y de seguridad  del  Distrito Metropolitano.

 Los oficiales reemplazarán a  otros 130 que fueron enviados a otras ciudades de  Ecuador.  Según el ministro del Interior, José Serrano, los 160 “trabajarán en los circuitos policiales que están distribuidos a lo largo de la  ciudad, como parte del curso de ascenso a su grado inmediato superior”. El funcionario indicó, además, que esto es parte del proceso de formación al que deben someterse los oficiales durante un año.

El proceso consta de actividades académicas y una evaluación de gestión en el área operativa de los agentes.

Serrano anunció, además, que el próximo 22 de enero se incorporarán   350 policías  a las unidades de Policía Comunitaria que operan en Quito. “También se construirán 30 unidades de Policía Comunitaria nuevas y dos  unidades de Vigilancia Comunitaria. La inversión de este proyecto es de USD 17 millones”, precisó el funcionario.

Los gendarmes  que trabajarán en Quito se unirán a los 150 que comenzaron a operar desde septiembre  del2011. Pese a los esfuerzos que   realizan  las autoridades para frenar la  inseguridad, Quito es la ciudad más peligrosa del país en cinco delitos.

Según las estadísticas del Sistema de la Información para la Gobernabilidad Democrática (Sigob), el número de robos de vehículos y asaltos a personas,  así como los atracos a viviendas, locales comerciales y robos de motocicletas que se registró en Quito, de enero a noviembre  del 2011, es superior al que se reportó en el mismo período   en  otros sectores país. Por ejemplo, 5 989 robos   a personas se reportaron en la capital en el 2011 frente a los 5 408 que reportó Guayaquil en el mismo tiempo.

Dos inmuebles fueron allanados en el sur y norte

Armas. La Policía halló 4  fusiles, 540 municiones calibre  2,23, dos cascos, 17 alimentadoras y un chaleco antibalas.    

Uniformes. Se encontraron cuatro pares de botas, dos pasamontañas tácticos y  una gorra negra con el logo  del GIR.

Cuatro granadas  tipo Piña fueron halladas en un departamento, en el norte de Quito, así como  y 28 cartuchos.   

10 insignias y parches distintivos de oficiales y policías fueron  hallados en el norte. También hubo 3 pistolas de  juguete.


Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)