La violencia de Guayaquil deja duras secuelas en fam…
Esmeraldas, la cantera inamovible de futbolistas par…
Compra de buque para ampliar límites continentales e…
Desempleo golpea más a los quiteños
Conaie vuelve a movilizarse y exige combustibles baratos
18 026 estudiantes no retornaron a sus aulas este añ…
Familiares de presos pagan hasta USD 251 al mes
COE autoriza libre movilidad por el feriado y aforo …

La pareja que asaltó una pizzería en Quito se encuentra recluida en la Unidad de Flagrancia

La pareja también es investigada por otros asaltos ocurridos en Quito. Foto: Twitter/ @PoliciaEcuador.

La pareja también es investigada por otros asaltos ocurridos en Quito. Foto: Twitter/ @PoliciaEcuador.

La pareja también es investigada por otros asaltos ocurridos en Quito. Foto: Twitter/ @PoliciaEcuador.

La ‘pareja del terror’, como han sido identificados Bairon P., de 38 años, y Cinthia C,, de 19 años, cumple prisión el Área de Aislamiento Temporal de la Unidad de Flagrancia, en el centro-norte de Quito.

Hasta este viernes, 4 de diciembre del 2020, aún no han sido trasladados al Centro Regional de Cotopaxi o a la cárcel de El Inca, porque en los próximos días se espera que sean procesados por otros asaltos ocurridos en la capital y en los que también son investigados.

La pareja se dio a conocer en noviembre pasado a través de videos divulgados en redes sociales, en donde se evidenciaba la violencia con la que cometían sus asaltos. Esto se vio, sobre todo, cuando robaron una pizzería y una panadería.

Una de las víctimas contó su versión a la Fiscalía. Dijo que el pasado 17 de noviembre, cuando se encontraba cenando con tres amigos en la pizzería vio a la pareja ingresar al local.

Estuvo dos minutos en la caja registradora hasta que el hombre sacó la pistola y la mujer un cuchillo. Dijo que les robaron tres celulares, relojes, un anillo de oro y USD 200 en efectivo. “Este hombre nos seguía amedrentando, nos dijo palabras soeces y amenazas. Rastrilló el arma para luego apoderarse de nuestras pertenencias”.

La víctima contó que vio a la pareja abordar una moto, que esperaba afuera del restaurante. Esa noche observó a tres miembros de la banda.

Para los agentes de la Unidad de Inteligencia Antidelincuencial (UIAD), a cargo de investigarlos, la captura de los sospechosos se logró gracias a la información difundida en redes sociales.

Según los agentes, cuando la gente publicó datos sobre la pareja, la reacción de esta fue huir de la ciudad y dejar a sus dos hijos al cuidado de unos familiares.

Desde ese momento rastrearon a su red de conocidos y mediante otras acciones de Inteligencia los ubicaron el 2 de diciembre del 2020 en General Farfán, en Sucumbíos.

Los agentes conocían que la mujer usaba una peluca para confundirse. Ambos habían destruido los teléfonos para no ser rastreados, pero fueron atrapados cuando se dirigían hacia Colombia. Bairon P tiene antecedentes penales por robo y porte de armas, mientras que Cinthia C. no registra antecedentes. 

Suplementos digitales