8 de January de 2012 00:04

‘Me asaltaron 2 adolescentes en una parada de bus’

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Trabajo en la Municipalidad de Ambato y cada día observo asaltos y robos en las calles  donde trabajo.  Sin embargo, nunca  imaginé  que me convertiría en otra  víctima  de la delincuencia.

Alrededor de las 18:30,    esperaba  el bus para dirigirme a mi casa, que está  ubicada en el  oriente de  la ciudad. Me encontraba   en la parada situada en las calles Juan Benigno Vela y  Lalama. Recuerdo que llovía y  estaba oscuro. Eso fue aprovechado por dos adolescentes de 17 años para asaltarme.

Recuerdo que los jóvenes eran un hombre pequeño y una mujer atractiva. Cuando les vi no me imaginé que iban a atacarme. Estaban vestidos con buena ropa.

Ellos se me acercaron y me arrinconaron. El tipo sacó un desarmador pequeño y me amenazó. Entre tanto,  la chica me revisó los bolsillos y entre los dos se llevaron todo lo que tenía: mi celular, un flash memory, USD 10 y mis documentos. No recuerdo haber sacado mi  teléfono   para presumir,  tampoco  para hablar, pero   sabían dónde estaba mi aparato.

Perdí USD  220 en el atraco. Lo más triste fue  que recién estrenaba ese  celular táctil que me había comprado con mucho esfuerzo.
Después de robarme  se fueron  de lo más campantes sin que nadie intervenga. Incluso me dio  miedo seguirles   porque  ellos no andan solos y su  gente  está en las esquinas para defenderlos.

Yo creo que nadie interviene en un asalto porque hay temor en la ciudadanía. Confieso que   cuando he visto que  asaltan  a las personas en la calle, no he hecho nada por evitar conflictos. Debemos cambiar esa manera de pensar,  pero es difícil porque no sabemos cómo actuar frente a  un robo.

Después de que me quitaron  mi teléfono adquirí uno nuevo pero   más barato. No quiero pasar por la mismo, los celulares caros atraen a los delincuentes.

Ahora miro por todos lados cuando camino, guardo mis pertenencias   y no me confío de la gente que  parece  inofensiva. Las paradas de buses siempre tienen este tipo de problemas. Falta presencia policial, municipal y de guardias de seguridad, principalmente en las horas pico.

Para mi suerte no hubo disparos ni heridos. Pero la gente que vio el asalto estaba  asustada. Es triste ver cómo las personas  caminan  frente a los asaltos  y no ayudan ante  una emergencia. El atraco  se produjo frente a una entidad financiera. Cuando la Policía se enteró de lo que me había sucedido, montó un cerco en el sector  para atrapar a los delincuentes, pero lamentablemente lograron escapar.  Es una pena que no existe solidaridad entre nosotros.


Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)