17 de January de 2012 00:02

Iturralde alerta inconvenientes para el Ecuador en la evaluación del Gafi

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Su experiencia.  Gustavo Iturralde tiene una amplia trayectoria en el ámbito legal y en la docencia. Es miembro activo del Partido Comunista del Ecuador. Fue candidato a la Presidencia de la República  en  1992, por el Frente Amplio de Izquierda (FADI). Es Director de la UAF desde febrero del 2011.     

Su punto de vista. Plantea la necesidad de  latinoamericanizar las evaluaciones sobre  el control del lavado. Cree que desde el Gafi prima una lógica que privilegia intereses de países del G-7, con Estados Unidos a la cabeza.


¿Cuál es su lectura acerca de los resultados de la evaluación del Gafisud, presentados en diciembre pasado en Paraguay?

Me atrevo a decir que fue positiva, nos pusieron calificación mayoritariamente cumplida. No obstante, a esa reunión llegó el delegado del Gafi (Grupo de Acción Financiera) y los presionó, por lo cual nos bajaron esa calificación a parcialmente cumplida.

Pero Ecuador nuevamente será evaluado sobre las acciones de control del lavado y el financiamiento del terrorismo en febrero próximo, en la plenaria del Gafi en París.

Tengo muchas reservas porque es una evaluación de escritorio. Ningún representante del Gafi ha venido al país a ver nuestros avances; el máximo acercamiento ha sido a través de reuniones ‘face to face’, con la comisión evaluadora y representantes del país.

Aunque la calificación no fue mala para Ecuador ¿hay indicios de que habrá una decisión adversa del Gafi?

Sí, yo creo que debemos advertirle a la sociedad ecuatoriana y opinión pública porque puede venir algo inconveniente, adverso para el país en el Gafi. Eso pese a que existe el compromiso del Estado ecuatoriano de luchar contra el lavado. Lastimosamente como ellos tienen sus propios parámetros, nuestra batalla será dura. Además, no somos miembros del Gafi. Nos evaluarán si tener derecho a la defensa.

¿Desde su perspectiva, qué importancia tiene la lista del Gafi, donde ya fuimos incluidos en febrero del 2010, por no cooperar con la lucha contra el lavado?

Creo que han perdido fuerza porque esos organismos, como el FMI y el Banco Mundial, con la crisis económica de Europa, han visto muy menoscabada su autoridad, porque son planes elaborados por ellos los que llevaron a esas naciones a la actual crisis.

¿Pero una posible decisión adversa del Gafi puede tener graves repercusiones?

Puede tener repercusión en algún momento en nuestro sistema financiero, sobre todo en los bancos, por su relación con otras entidades del exterior. No obstante, hemos tenido varias reuniones con la Asociación de Bancos con quienes hemos mejorado la coordinación, al igual que con otros sectores que deben controlar lavado de activos. Sin embargo, no hay que olvidar que en este tema el Gobierno ha mantenido un criterio de defensa de la soberanía. En la última reunión del Gafisud, en Paraguay, yo planteé la necesidad de latinoamericanizar las evaluaciones de los países. Hay presión fuerte para que emitamos normas relacionadas con cosas que son casi obsesivas, sobre todo en relación al financiamiento del terrorismo.

Pero hay falencias, específicamente en el manejo de información reservada de la Unidad de Análisis Financiero. ¿Qué está haciendo para mejorar esos sistemas, luego de conocer que dos ex funcionarios intercambiaron datos reservados?

Los riesgos existirán permanentemente, mucho tiene que ver con la idoneidad de los funcionarios y la consecuencia de ellos con la Unidad. Hoy tenemos un control eficaz contra cualquier tipo de filtración. Hay sistema informático de alertas con el cual sabemos cuando se mueve o maneja cualquier información.

¿Usted no teme que sus subalternos también le investiguen sus cuentas, cómo ocurrió con dos ex funcionarios de la UAF, que salieron con sumarios administrativos?

Pablo Pantoja y Verónica Villacrés salieron antes de que yo llegue al cargo. Luego de su salida, ambos plantearon acciones de protección, eso evidencia un exagerado garantismo de la Constitución que entorpece, en alguna manera, nuestro trabajo. El último año ellos han estado entrando y saliendo de la Unidad, porque algunos jueces les han concedido los recursos.

¿Y todas las evidencias, con informes periciales que señalan que manejaron información sin autorización?

Un sala penal desechó el argumento de que la información que se habían transmitido entre ellos era reservada. Aunque la ley prohíbe expresamente sacar información, hicieron interpretación extensiva para sobreseerlos.

¿El Consejo de Control del Lavado trató este caso?

Tratamos el tema fuera de sesión, yo estaba con el Procurador y algunos miembros del Concla, le informé del caso, ya que él fue uno de los investigados. He escuchado al señor Diego Vallejo decir a la prensa que él ha hablado conmigo y que le he dicho que esta situación se me estaba yendo de las manos. Quiero aclarar que a este señor en mi vida lo he conocido y nunca he hablado con él.

¿Qué pasó con el desempeño de la UAF el 2011?

Acabo de cumplir un año en el cargo. Hemos roto la inestabilidad de la Unidad, que ha tenido cinco directores en cinco años. Desde el año pasado recibimos las ventajas de reformas de la Ley de Lavado. Se incrementó el número de sujetos obligados a reportar operaciones sospechosas de lavado, antes solo reportaba el sistema bancario y financiero. Ahora deben informar las inmobiliarias, empresas comercializadoras de vehículos, negociadores de obras de arte.

¿Qué están haciendo para concretar lo que está en la ley, puesto que los nuevos sujetos obligados aún no reportan sistemáticamente?

Tenemos que reunirnos con cada sector para conocer sus inquietudes, así elaboramos la estructura de reportes de operaciones inusuales, para cada uno. Luego de su publicación en el Registro Oficial se convertirá en un reporte en obligatorio. Antes habrá una etapa de capacitación.

¿Qué limitaciones tienen para ejecutar todas las funciones que establece la Ley?

Solo somos 50 funcionarios, con oficinas en Quito. Nuestro presupuesto el año pasado fue de USD 1,3 millones. Este habrá aumento a 3,3 millones.

En relación al trabajo técnico y puntual de la UAF, una de las críticas es que se enviaban pocos Reportes de Operaciones Inusuales Sospechosas (ROIS).

Me empeñé en mejorar la calidad de los ROIS que enviamos a la Fiscalía. Antes esos reportes caían en el vacío, a veces por falta de sustentación o porque en la Fiscalía había suficiente experiencia en la investigación de lavado de dinero. El 2011, enviamos 38 ROIS, muchos se han judicializado (se iniciaron juicios).


Tags
Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)