Tesoro al descubierto
COE cantonales se blindan por Ómicron
El apoyo de los padres es clave para la adolescente …
Juan Enrique Quiñónez Schwank: ‘Las escuelas n…
Al menos cuatro personas murieron durante una balace…
Consejo de Participación deberá pagar reparación a v…
Diputados de Honduras se enfrentan a golpes en prime…
Un hombre se enfrentó a oso para proteger a sus perros

Gastón A. testificó ayer en la Fiscalía

La Fiscalía receptó ayer la versión de uno de los principales testigos dentro de la indagación previa abierta por la muerte de Rolando B., sospechoso de asalto en la ciudadela Los Ceibos, en el norte de Guayaquil.

El hecho se registró la mañana del pasado 27 de junio, a pocos metros de la vivienda del testigo.

Gastón A., acusado del arrollamiento, se presentó a las 09:00 para declarar dentro del proceso.

Los días previos lo hicieron otros seis testigos. El abogado guayaquileño embistió con su vehículo, un Ford Explorer blanco, la motocicleta que conducía Rolando B., quien, según su familia, se dedicaba a la venta de carne a domicilio. Según la defensa de Gastón A., este actuó en legítima defensa. Argumentó que trató de evitar el asalto a su esposa e hija.

La diligencia de ayer se prolongó por una hora, hasta cerca de las 10:00 y se desarrolló en el pequeño despacho de la fiscal Margarita Neira, de la Unidad Especializada en Personas y Garantías.

Al salir, Gastón A. volvió a agradecer al presidente de la República, Rafael Correa, “por sus expresiones y apoyo”. Durante su enlace sabatino del pasado 2 de julio, el Primer Mandatario se solidarizó con el inculpado.

Durante la diligencia, el abogado de Gastón A. exhibió una indagación previa abierta en mayo pasado por el fiscal Justo Loor. La indagación se abrió por la denuncia de Patricia C., una abogada que identificó a Rolando B., como sospechoso del asalto en otro sector de la ciudad. “Con esto está plenamente identificado como que (Rolando B.) se dedicaba a una vida delictiva”, manifestó Gastón A, al salir de la diligencia judicial.

Por su lado, la defensa de la familia del fallecido insistió en que el arrollamiento fue intencional. “Fue con el ánimo de hacer daño. La motocicleta no se interpuso al vehículo, él (Gastón A.) se fue contra la moto”, mencionó el abogado, Carlos Montúfar.

La defensa de Rolando B. criticó el hecho de que uno de los testigos llamados a declarar por la Fiscal, porque había visto el presunto asalto, no se presentó.

“Ha sido llamado a rendir su versión dos veces, y no ha concurrido”. La fiscal Neira deberá escuchar a cuatro testigos más, entre mañana y la próxima semana. Luego deberá decidir si inicia una instrucción fiscal.

Inicialmente, Gastón A. no participó en la diligencia. Esto, porque, según su abogado, aun se recuperaba de las lesiones sufridas.

Suplementos digitales