Por segunda ocasión, Guayaquil soportó una lluvia prolongada

Redacción Guayaquil

Las casi 18 horas de lluvia que se registraron en  diversos sectores de Guayaquil, desde el pasado viernes, causaron congestionamientos   y problemas en las zonas urbanomarginales.

Esta es  la segunda vez, desde el inicio del invierno, que hay una precipitación prolongada. Varios tramos de avenidas como la Juan Tanca Marengo se anegaron. En la av. Modesto Luque, en el sector del Parque California, los conductores circulaban con cuidado. 

En Bastión Popular, en el noroeste, las calles se convirtieron en pequeños riachuelos. El taponamiento de zanjas ocasionó que el agua ingrese a varias viviendas del bloque I-B.

Con una pala, Wilfrido Armijos evacuó agua lodosa que se estancó en su patio. “Siempre es igual cada invierno. Aquí hace falta un buen sistema de alcantarillado”.

En otros sectores periféricos, como Los Vergeles, los callejones se llenaron de charcos. Y en la cooperativa Gallegos Lara, en la vía Perimetral, los canales de desfogue  estaban a punto de colapsar.
 
Tanto el  911 como el Cuerpo de Bomberos no reportaron llamadas de emergencia por la lluvia.

Suplementos digitales