2 de octubre de 2019 15:00

Sanders suspende campaña hacia elecciones de 2020 en EE.UU. por problema de salud

El candidato presidencial Bernie Sanders suspendió su campaña, debido a un problema en el pecho por una arteria bloqueada. Foto: AFP

El candidato presidencial Bernie Sanders suspendió su campaña, debido a un problema en el pecho por una arteria bloqueada. Foto: AFP

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia AFP

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Bernie Sanders, aspirante a enfrentar a Donald Trump en las elecciones de 2020, suspendió el miércoles 2 de octubre del 2019 su campaña para la nominación presidencial demócrata “hasta nuevo aviso”, tras ser tratado por una arteria bloqueada después de sentir dolores en el pecho.

A los 78 años, el izquierdista Sanders es el candidato de mayor edad en liza para sacar a Trump de la Casa Blanca, y se convirtió en el primero en interrumpir su campaña por razones de salud.

“Durante un evento de campaña ayer (martes) por la noche, el senador Sanders experimentó algunas molestias en el pecho. Después de la evaluación médica y los exámenes, se descubrió que tenía un bloqueo en una arteria y se le insertaron con éxito dos 'stents'”, dijo el asesor principal de Sanders, Jeff Weaver, en un comunicado.

“El senador Sanders está conversando y de buen humor. Estará descansando en los próximos días”, agregó.

El equipo de campaña dijo que se cancelaron los eventos y apariciones de Sanders “hasta nuevo aviso”.

Los candidatos rivales se apresuraron a desearle una rápida recuperación.
“Cualquiera que conozca a Bernie sabe la fuerza que tiene. Confiamos en que tendrá una recuperación completa y rápida y esperamos verlo pronto en el camino”, tuiteó Joe Biden, favorito a convertirse en el candidato presidencial demócrata.

Kamala Harris
, otra de las postulantes, dijo que estaba “pensando” en Sanders. “Si hay algo que sé sobre él es que es un luchador y espero verlo pronto en la campaña”, escribió la senadora de California en Twitter.

Agenda vigorosa


Sanders, que se describe a sí mismo como un “socialista”, ha sido desde 1991 un legislador independiente en el Congreso estadounidense, alineado con los demócratas, primero como representante de Vermont y, desde 2007, como senador.

Desde febrero compite otra vez por la nominación presidencial demócrata, tras perder en 2016 la primaria del partido frente a Hillary Clinton, derrotada finalmente por Trump.

Las encuestas de intención de voto lo colocan peleando el segundo lugar detrás del exvicepresidente Joe Biden, quien es dos años menor que él.

Sanders ha estado desde julio cabeza a cabeza en ese puesto con la senadora de Massachusetts Elizabeth Warren, de 70 años, quien recientemente se adelantó ligeramente en los sondeos.

La edad de Biden y Sanders se ha planteado como un problema para sus candidaturas. Trump, por su parte, tiene 73 años.

Pero la salud de Sanders generalmente ha sido buena. En marzo se cortó la cabeza en la puerta de la ducha y debió recibir siete puntos de sutura, pero rápidamente regresó a la campaña.

El mes pasado, el senador canceló tres eventos en Carolina del Sur para descansar su voz, que daba señales de ronquera. El 12 de septiembre no sonaba bien durante el tercer debate demócrata y su campaña dijo que se debía a la “intensa agenda de campaña”.

Sanders está actualmente tercero en las encuestas nacionales con un 16,7%, según el promedio del sitio web Real Clear Politics, que sigue la carrera demócrata. Biden lidera con 26,1%, con Warren en segundo lugar con 24,4%.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)