24 de mayo de 2018 00:00

Para dar paso a la revocatoria del alcalde se requieren 199 543 firmas

El alcalde Mauricio Rodas tuvo una reunión con el Consejo de Participación transitorio. Foto: Eduardo Terán/ EL COMERCIO.

El alcalde Mauricio Rodas tuvo una reunión con el Consejo de Participación transitorio. Foto: Eduardo Terán/ EL COMERCIO.

valore
Descrición
Indignado 40
Triste 3
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 67
Andrea Medina
Redactora (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Las organizaciones sociales que piden la revocatoria del alcalde de Quito, Mauricio Rodas, tienen hasta mediados de noviembre de este 2018, como plazo máximo, para recoger 199 543 firmas y presentarlas al Consejo Nacional Electoral (CNE).

Este organismo ya aprobó el martes pasado (22 de mayo) la entrega de formularios para cumplir con este primer requisito.

Fausto Camacho, coordinador del Observatorio Ciudadano Electoral, insiste en que este proceso está dentro de los plazos legales porque el pedido no ingresó en este año -que es el último de la administración actual de Rodas- sino en el 2017. “Pero ese proceso ha demorado tanto que recién ahora se entregan los formularios”.

En el artículo 105 de la Constitución de la República se establece que la solicitud de revocatoria puede presentarse una vez cumplido el primero y antes del último año del periodo para el que fue electo la autoridad cuestionada.

De hecho, quienes están al frente de este requerimiento aseguran que el trámite empezó formalmente hace más de dos años, aunque el proceso de la Iniciativa Antitaurina se inició en octubre del 2002.

Así lo explica Felipe Ogaz, del colectivo Diablohuma y representante de esta iniciativa. “Nos dan un plazo que podemos utilizar en un menor termino. Estamos esperando la notificación oficial”.

La Ley Orgánica de Participación Ciudadana indica que una autoridad puede ser revocada por incumplimiento del plan de trabajo, de disposiciones legales relativas a la participación ciudadana o por incumplir las funciones y obligaciones establecidas en la Constitución y la Ley correspondiente a cada autoridad.

Una vez que se presenten las firmas, el CNE tiene hasta 15 días para revisar su autenticidad y tres días más para convocar al proceso de revocatoria como tal. Este último paso debe cumplirse en 60 días adicionales, como máximo. Es decir, hasta febrero del 2019 -dos meses antes de las elecciones seccionales- Quito deberá aprobar esta decisión en una jornada electoral.

“Es una situación legal pero compleja porque empataría con la elección del nuevo Alcalde. No tiene sentido porque Rodas incluso podría lanzarse a la reelección”, dice Camacho.

Medardo Oleas, expresidente del CNE, argumenta que esta revocatoria no es legal si se toma en cuenta la fecha en la que arranca el proceso (que fue el martes) y no cuando se presentó la solicitud. “Rompería todos los calendarios electorales y no permitirá que los sujetos políticos se concentren en poner a los mejores candidatos”.

Oleas es el abogado defensor del alcalde de Loja, Bolívar Castillo, quien ya enfrenta este proceso que se ejecutará el próximo 24 de junio.

Durante una entrevista en una cadena radial, Rodas recalcó que este trámite está fuera del plazo constitucional. “Hay que reconocer que en la resolución del lunes (del CNE) se señala que ellos autorizan la entrega de formularios por acatar la orden del Tribunal Contencioso Electoral (TCE), pero hacen notar que los plazos ya fenecieron”.

Rodas añade que sobre la Iniciativa Antitaurina los quiteños ya se pronunciaron en la Consulta Popular del 2011. “Ellos (los colectivos) argumentan que la iniciativa no se la trató a tiempo, cuando curiosamente hay una sentencia de la Corte Constitucional que dice que no ha habido ningún incumplimiento del Alcalde”.

Según Ogaz, hasta mañana (25 de mayo) darán un pronunciamiento de como arrancará la recolección de firmas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (10)
No (8)