25 de noviembre de 2019 00:00

17 requisitos se deben cumplir para obtener permisos en Fiestas de Quito

El viernes 22 de noviembre del 2019, un grupo de gente realizó un portazo en la U. Central, que dejó una fallecida. Foto: Patricio Terán/ EL COMERCIO

El viernes 22 de noviembre del 2019, un grupo de gente realizó un portazo en la U. Central, que dejó una fallecida. Foto: Patricio Terán/ EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 4
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 5
Contento 3
Ana María Carvajal
y Diego Bravo
Redactores (I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Las organizaciones barriales, sociales, empresas y demás que planeen organizar bailes, desfiles u otros eventos por fiestas de Quito deben cumplir con al menos 17 requisitos para obtener sus permisos en la Intendencia de Pichincha.

Se trata de requisitos que se piden por seguridad y para evitar tragedias como la del portazo en la Universidad Central, que horas antes del pregón de fiestas de Quito le costó la vida a una joven y dejó a otros cuatro hospitalizados.
Mientras las autoridades afirman que el Centralazo no tenía permisos, sus organizadores dicen que los tenían “en el ejercicio de la autonomía universitaria”.

Según la Secretaría de Seguridad del Municipio, hasta el viernes hubo 275 solicitudes de permisos para eventos barriales, parroquiales, estudiantiles y religiosos. El 50% ya cuenta con ellos y el resto debe completar la información.

Lo primero es llenar la solicitud que está en la plataforma web del Ministerio de Gobierno y presentar una autorización del espacio a utilizar, plan de contingencia, calificación de aforo. En la Secretaría (Pasaje Espejo Oe2-34, entre Guayaquil y Flores), se puede pedir formularios y orientación. Los permisos se entregan en cinco días hábiles, si cumplen con requisitos como certificación de Bomberos o plan de contingencia aprobado por la Secretaría de Seguridad.

Cuando se espera la asistencia de más de 1 000 personas, se debe contratar seguridad privada, la cual debe poseer una póliza de seguros. Daniela Valarezo, intendenta de Pichincha, explicó que la firma debe operar con permisos de funcionamiento actualizados.

Si el evento es en la vía pública, los organizadores deben pedir a la Agencia Metropolitana de Tránsito (AMT) una autorización para ocupar las vías. Finalmente, hay que obtener un contrato de prestación de servicios prehospitalarios y baterías sanitarias.

Valarezo recordó que desde marzo de este año se aplican los lineamientos del Acuerdo Ministerial 0069, que establece los procedimientos para organizar eventos públicos de todo tipo. El último cambio es el pago de valores a Sayce (Sociedad de Autores y Compositores Ecuatorianos) cuando se contratan artistas. Este requisito también se basa en el artículo 119 de la Ley de Cultura, el cual señala que los GAD deben destinar el 50% de recursos a artistas nacionales.

La directiva del barrio Nueva Tola, en donde se organiza El Echeverriazo, con 37 años de historia, considera que hay muchas trabas y que los trámites son muy largos y engorrosos y cuestionan requisitos como el pago a Sayce, que califican de innecesario, porque el baile no tiene fines de lucro. Por eso están pensando no organizar fiestas el próximo año.

Washington Viteri es presidente del Comité Promejoras del barrio Turubamba, en el sur, y tenía previsto hacer esta semana los trámites para organizar un baile. Pero al conocer que incluyen contratar guardianía privada y paramédicos, prefiere descartarlo.

Frente a las quejas, Valarezo aclaró que esto “no es con el afán de molestar, sino que se logren las seguridades necesarias. No queremos lamentar hechos violentos como los que sucedieron hace dos años que, por excesivo consumo de alcohol, hubo personas heridas en dos barrios del centro”.

Si en un barrio se harán campeonatos de cuarenta o juegos infantiles, los requisitos son los mismos si se va a utilizar la vía pública. Si en esos actos van a participar más de 250 personas, se debe obtener las autorizaciones de la Intendencia.

La Policía Nacional puede suspender un acto si los organizadores no tienen permisos. Por eso, en las fiestas del año pasado, la Intendencia suspendió 20. Valarezo recordó que el Poloniazo no se hizo porque hubo asociaciones barriales que consideraron que era un espacio problemático en el que podría haber violencia.

Además, indicó que hasta mañana se entregarán los permisos para los actos del 29 de noviembre y se avanzará paulatinamente. De los 250 eventos municipales de la agenda de fiestas, unos 18 fueron autorizados hasta la semana pasada. La mayoría son de la Administración Eugenio Espejo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (5)
No (1)