4 de September de 2009 00:00

La regulación estatal consta en la propuesta de Ciespal

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Política

El miércoles fue el de César Montúfar, de Concertación Democrática, y ayer el  Foro de la Comunicación. Este es el  segundo proyecto de ley de Comunicación  que llega a la Asamblea Nacional.

Quienes lo presentaron, al igual que Montúfar, dieron una rueda de prensa para hablar de su iniciativa. En la misma sala expusieron sus puntos de vista, radicalmente  diferentes a los del asambleísta de oposición, sobre todo en el tema de la regulación.

En su propuesta, Montúfar prefiere que los medios se autorregulen y que la sociedad se organice para exigir mejores contenidos en los medios. Para el Foro de la Comunicación sí es necesario que exista un Consejo Social de la Comunicación.

René Espín, presidente del Colegio de Periodistas de Pichincha, explica que ese Consejo estaría integrado por nueve personas, siete de ellas representantes de la sociedad civil y dos del Estado. También se propone la creación de una institución con rango ministerial. “Esta se encargaría de las políticas”, señala.

Además, la iniciativa contempla la creación de una  Agencia de Regulación y Control de las Telecomunicaciones, como órgano estatal de vigilancia, auditoría, intervención y control del uso de las frecuencias del  espectro radioeléctrico y del cumplimiento de la Constitución.

Para Carlos Yamberla,  del movimiento indígena e integrante del foro, lo fundamental es lograr que los contenidos sean  idóneos para  la realidad de cada pueblo, “de acuerdo con la pertenencia cultural, política e histórica”. Durante su exposición aclaró que prefería hablar en quichua, pero que debido a las circunstancias “hablaría en la lengua del conquistador”.

La propuesta desarrollada  por Ciespal, la Facultad de Comunicación Social de la U. Central, la Federación Nacional de Periodistas (Fenape), la Ecuarunari, la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) incluye que el espectro radioeléctrico se divida equitativamente, entre el sector privado, comunitario y público; 33% para cada uno, “para evitar que la comunicación siga en poder de los medios privados”.

El proyecto de 53 páginas también será analizado por el  Consejo de la Administración Legislativa (CAL), al menos así lo garantizó Lourdes Tibán, asambleísta de Pachakutik. Incluso, solicitó que se presenten más propuestas para discutirlas. “La Ley no se congraciará con uno o dos medios ni con ningún otro sector. Creemos que la comisión de Participación se encargará”.

Por otro lado, María Eugenia Garcés, vicepresidenta de la Fenape, resaltó que lo principal de su propuesta es que se la ha elaborado “en un proceso que recogió opiniones ciudadanas de múltiples sectores sociales”.

Garcés también habló sobre la necesidad de que la sociedad se organice para observar a los medios de comunicación a través de veedurías ciudadanas. Está previsto que la última semana de este mes se discuta la Ley de Comunicación. El CAL espera el proyecto del Gobierno.

El proyecto del foro

Proponen la creación de un Consejo Social de Comunicación, con nueve personas, dos de ellas representantes del Estado. Sus decisiones tendrán carácter  vinculante.

Estará integrado por: Ministerio del ramo, la Asociación de Municipalidades, la Federación Nacional de Comunicadores Sociales, las organizaciones sociales, los indígenas, los medios, escuelas y facultades de comunicación social.

También existirá una Agencia de Regulación y Control de las Telecomunicaciones, como órgano estatal de vigilancia, y control de las frecuencias del espectro radioeléctrico.

Se implementará una Coordinadora de Medios Públicos, encargada de supervisar administrativa y técnicamente el desempeño de estos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)