30 de noviembre de 2019 00:00

Reforma electoral se dividirá en tres partes para votación del Pleno

La presidenta de la Comisión de Justicia, Ximena Peña, ponente del proyecto. Foto: Archivo / EL COMERCIO

La presidenta de la Comisión de Justicia, Ximena Peña, ponente del proyecto. Foto: Archivo / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 2
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 1
Roger Velez

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

En al menos tres partes se dará la votación de la reforma al Código de la Democracia, prevista para la próxima semana.

La propuesta la presentó ayer (29 de noviembre del 2019) la presidenta de la Comisión de Justicia y ponente del proyecto, Ximena Peña (AP), a los coordinadores de las bancadas legislativas.

El primer bloque guarda relación con el cambio del método de asignación de escaños, del D’Hondt al Webster. El segundo se relaciona con la paridad de género y la inclusión de jóvenes en las papeletas.

Mientras que en un tercer grupo constará el resto del articulado, que alude a la administración de la justicia electoral, control de gastos de campaña a través de un sistema de bancarización de los ingresos de las organizaciones políticas, entre otros.

“En la reunión no estuvieron los de la Revolución Ciudadana ni del Partido Social Cristiano, pero con los demás hemos acordado este mecanismo”, manifestó Peña.

Tras la cita, el presidente del Parlamento, César Litardo (AP), consideró que “las líneas rojas del documento están casi superadas”, y anunció que convocará al Pleno el próximo martes, para la votación.

“Esperamos que así sea”, porque a última hora puede ocurrir que otros pidan cambios, apuntó el coordinador del Bloque de Integración Nacional (BIN), Eddy Peñafiel.

Luis Pachala, coordinador de Creo, manifestó que su bancada todavía no tiene una postura definida para la votación. Henry Cucalón, asambleísta del PSC, y Franklin Samaniego, del correísmo, indicaron que hasta la tarde de ayer sus bloques todavía no tenían una postura al respecto.

El mecanismo de votación también requiere ser aprobado por el Pleno de la Legislatura, lo cual depende de una mayoría absoluta (70 votos).

La meta es que la reforma electoral vaya al Registro Oficial hasta febrero del próximo año, pues la ley impide que se hagan ajustes en esta materia hasta un año antes de la convocatoria a elecciones.

Mientras tanto, ayer en la Asamblea continuaron las reacciones en relación con el pedido de juicio político contra la presidenta del Consejo Nacional Electoral (CNE), Diana Atamaint, presentado el jueves 21 por el bloque de Creo.

Litardo confirmó que dio su firma para ese proceso, principalmente por los contratiempos que hubo durante los pasados comicios en Los Ríos, su provincia natal. El tema es uno de los tres argumentos que esgrimen Jeannine Cruz y Fernando Flores, asambleístas de Creo, para buscar la censura y destitución de Atamaint.

Según Litardo, la solicitud podría ser analizada la próxima semana, por el Consejo de Administración de la Legislatura (CAL). De ser aprobada pasará para su trámite a la Comisión de Fiscalización. Cucalón y Samaniego señalaron que sus bloques no apoyan este proceso.

“Es importante que la ciudadanía diferencie qué exactamente buscan los legisladores con el juicio político, ¿o su intención es tomarse el CNE para colocar a quien responda a sus intereses? Habrá que preguntarles. En todo caso iré las veces que me convoque la Asamblea”, sostuvo Atamaint.

La Presidenta del CNE, a su vez, demandó celeridad del Parlamento en la reforma.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)