3 de septiembre de 2018 16:04

La reconstrucción de los hechos del incendio del destacamento de Policía de Mascarilla se aplazó

La Policía reinició sus labores en el control integrado, el pasado 24 de agosto del 2018, un día después de los incidentes registrados en La Mascarilla. Foto: Álvaro Pineda para EL COMERCIO

La Policía reinició sus labores en el control integrado, el pasado 24 de agosto del 2018, un día después de los incidentes registrados en la Mascarilla. Foto: Álvaro Pineda para EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Washington Benalcázar

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

La reconstrucción de los hechos, en torno al incendio del Control Integrado de Mascarilla, en la provincia de Imbabura, en el norte de Ecuador, que estaba previsto para este lunes 3 de septiembre del 2018, se suspendió.

La diligencia no se realizó porque aún no se cuentan con los peritos especializados para realizar este trámite judicial, en el marco de las investigaciones para identificar a los responsables de prender fuego a estas instalaciones de la Policía Nacional, el 23 de agosto pasado. Así lo informó un agente.

El incendio se produjo tras un enfrentamiento entre un grupo de habitantes del Valle del Chota y uniformados, que se encontraban en ese puesto de vigilancia.

Durante el confuso incidente perdió la vida Andrés Padilla oriundo de la comunidad afroecuatoriana de El Juncal. El ciudadano de 24 años presentó una herida de bala en la cabeza, que posteriormente le produjo la muerte. El suceso provocó la furia ciudadana que obligó a los gendarmes a abandonar Mascarilla. Horas después se incendió el destacamento policial y un patrullero.

El incidente se inició luego de un choque entre dos vehículos, a las 05:51 del 23 de agosto, en la parroquia Salinas.

Según el informe policial, los agentes intentaban llevar hacia los patios de retención vehicular de Ibarra dos camionetas a bordo de dos winchas. Sin embargo, un grupo de personas se opuso al traslado de uno de los automotores, que no tenía placas. Tras forcejeos, un ciudadano secuestró el remolque. Los policías iniciaron la persecución que continuó por la carretera Panamericana E-35, rumbo al norte.

A través de las radios de comunicación los gendarmes advirtieron a sus compañeros, ubicados en el Control Integrado de Mascarilla, a 3 km de Salinas, que impidan el paso del vehículo secuestrado. Los uniformados colocaron vallas metálicas a lo ancho de la carretera. Hasta el lugar llegaron también personas de varias comunidades del valle del Chota.

En algunos videos que analiza la Fiscalía se observa cómo varios ciudadanos forcejean con los gendarmes. También se escuchan disparos. En ese momento, la wincha que trasportaba la camioneta, de color verde, se detuvo brevemente. Pero, luego derribó las vallas y continuó el escape. En ese momento Padilla cae al piso. Los policías corren, perseguidos por los civiles que portan palos y piedras.

La investigación del incidente está a cargo de seis fiscales, porque se cometieron varios delitos, explica un funcionario del Ministerio Público. Se trata del accidente de tránsito, obstrucción a la ley, secuestro de la wincha, muerte de una persona, cierre de la vía pública y destrucción de bienes públicos, que están detallados en 20 partes que la Policía entregó al Ministerio Público.

La reconstrucción del los hechos en torno al incendio del Control Integrado de Mascarilla se realizará en una nueva fecha, aún por definir.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (3)
No (0)