Ministerio de Agricultura destinará más de USD 14 mi…
Siete espacios para vacunarse contra el covid-19 en …
Familia pide justicia a la Corte-IDH por ejecución e…
Hasta 6 005 planteles educativos cerraron durante 18…
Marcha feminista contra el racismo recorrió las call…
Cámara capta asalto en micromercado de Nayón
Guillermo Lasso decretó levantar el toque de queda e…
80% de niños atendidos en la Universidad Central dur…

Vuelos comerciales se reactivan desde el lunes 1 de junio en el aeropuerto Mariscal Sucre de Quito

Aeropuerto Internacional Mariscal Sucre con nuevos protocolos de seguridad tras los anuncios de reapertura de vuelos

Aeropuerto Internacional Mariscal Sucre con nuevos protocolos de seguridad tras los anuncios de reapertura de vuelos

Aeropuerto Internacional Mariscal Sucre con nuevos protocolos de seguridad tras los anuncios de reapertura de vuelos. Foto: Julio Estrella / EL COMERCIO

Los trabajadores del aeropuerto Mariscal Sucre de Quito se preparan para atender a los pasajeros de los vuelos comerciales. La mañana de este viernes 29 de mayo del 2020 se realizaba la limpieza de la terminal y se ajustaban los detalles para retomar las operaciones aéreas.

El gerente de Comunicación y Prensa de Quiport, la concesionaria del aeropuerto Mariscal Sucre de Quito, Luis Galárraga, informó que hay dos vuelos comerciales confirmados que saldrán este lunes 1 de junio.

El primero saldrá a las 06:00 con destino a Loja y el siguiente a las 10:00 hacia El Coca. Todavía no hay confirmación del ingreso de vuelos comerciales internacionales.

En la terminal se instalaron cámaras con sensores de temperatura para detectar el estado de salud de los pasajeros que ingresen. También se colocaron círculos en los pisos para señalar el distanciamiento que deben cumplir las personas que estarán en las áreas de check-in, seguridad, migración, salas de espera y embarque.

La intención es retomar paulatinamente las actividades que se redujeron en un 95% tras la confirmación de casos de coronavirus en Ecuador. En el aeropuerto también se instalaron 500 dispensadores de gel y se exhibe en pantallas gigantes las medidas de bioseguridad que deben cumplir los viajeros.