Más migrantes vuelven al Ecuador por festividades
Vecinos cuentan los tesoros de su barrio
Nueva Ley establece fusión entre BanEcuador y la CFN
Tres secretarías se enfocan en lo social y la inversión
Déficit de 6 000 docentes en Ecuador
Argentina detecta primer caso de Ómicron en viajero …
Cuenca encendió su árbol de Navidad
Trámite de derogatoria a reforma tributaria tomará meses 

Concurso de pintura sobre contenedores de basura en Sangolquí

El ganador del concurso obtendrá USD 150. Foto: Patricio Terán / EL COMERCIO

El concurso artístico Aseo y Expresión Urbana comenzó la mañana de este miércoles 17 de noviembre del 2021 en la plazoleta municipal de la parroquia de Sangolquí, oriente de Quito. 

El certamen es organizado por la Empresa Pública de Aseo Rumiñahui (EPAR) por segundo año consecutivo. En total participan 12 artistas urbanos de ese cantón, quienes plasman su arte en contenedores metálicos de recolección de residuos sólidos. 

Santiago Marcillo, gerente general de EPAR, manifestó que con el proyecto se busca el empoderamiento y conciencia ciudadana en el correcto manejo de la basura y del inmobiliario público.

La convocatoria se realizó a través de las redes sociales y medios de comunicación. Al principio se presentaron 24 participantes con sus bocetos, inspirados en la historia, personajes, costumbres y tradiciones del cantón Rumiñahui.

Este es el segundo año en que se realiza el concurso Aseo y Expresión Urbana. Foto: Patricio Terán / EL COMERCIO

Finalmente, se escogió a 12 finalistas, cuyos bocetos se elaboran con spray sobre los contenedores de basura. La jornada artística comenzó este miércoles en la plazoleta municipal de Sangolquí y finalizará el jueves 18 de noviembre en el parque Juan de Salinas

Marcillo invitó a la comunidad a que acuda a presenciar el concurso. El próximo domingo 21 de noviembre, a partir de las 12:00, en la Plaza César Chiriboga de Sangolquí, se realizará la premiación a los tres ganadores del certamen. El primer lugar recibirá USD 150, al segundo le entregarán 100 dólares y 50 para el tercer puesto. 

Entre los 12 finalistas se encuentra Luis Paucar, quien pintó un colibrí y un choclo que representan la belleza de Sangolquí y sus alrededores. “Soy artista desde hace 10 años y colaboro para engrandecer más a mi cantón con mi trabajo”.

El pintor Jacob Mancero aseguró que lo más importante es destacar las flores que crecen en Rumiñahui, así como los choclos que se producen en las tierras fértiles de la localidad. 

Para Byron Gualotuña, el ave quilico también es representativa en su tierra. “Se parece a un halcón, pero es más pequeño. Me dedico al arte urbano y cada día aprendo más de la pintura artística”.

Suplementos digitales