9 de diciembre de 2020 00:00

24 salvoconductos turísticos para visitar Quito se emitieron en seis días

El hotel 9 de Octubre, ubicado en La Mariscal, ya utiliza el salvoconducto turístico. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

El hotel 9 de Octubre, ubicado en La Mariscal, ya utiliza el salvoconducto turístico. Foto: Eduardo Terán / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 4
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 2
Contento 0
Evelyn Jácome

El objetivo es evitar que la restricción vehicular que rige en Quito con el Hoy circula sea un problema para las personas de otras ciudades o países cercanos que deseen visitar la ciudad en automóvil.

El vicealcalde Santiago Guarderas indicó que por un pedido del sector turístico, desde el 3 de diciembre, la Secretaría de Movilidad decidió incorporar un tipo de salvoconducto que busca incentivar la llegada de visitantes.

Desde que el Municipio asumió la emisión de estos documentos, el 14 de septiembre, estableció tres tipos de permisos: a personas jurídicas y naturales que se dedican a una de 15 actividades específicas como transporte de alimentos, medicamentos, entre otros; a quienes tienen cita médica y a quienes deben viajar al aeropuerto.

A diferencia de los dos últimos tipos de permisos que duran 24 horas, los turísticos tienen vigencia de hasta 15 días y pueden renovarse una vez más. Sacarlo toma cinco minutos. En seis días (hasta el 8 de diciembre) se emitieron 24.

La edil Gissela Chalá, miembro de la Comisión de Turismo, sostiene que los visitantes han preferido no viajar por temor a que el número de placa no coincida con la permitida y deban pagar una multa de USD 200.
Se está trabajando con 170 hoteles de entre tres y cinco estrellas, pero, según Chalá, lo ideal es que se amplíe.

Quito Turismo indica que la selección de los alojamientos se realizó valorando parámetros técnicos, ubicación en zonas de alta afluencia turística y cumplimiento de todos los protocolos de bioseguridad.

¿Cómo evitar que el documento se mal utilice?

Guillermo Abad, secretario de Movilidad, asegura que con monitoreo y control. La entidad hizo un balance una vez que cerró la emisión de los salvoconductos naturales y jurídicos el 22 de noviembre y detectó varias irregularidades.

Por ejemplo, se identificó varios vehículos que repetitivamente están solicitando permisos para cita médica. Algunos obtienen hasta siete salvoconductos semanales.

Abad señala que es ilógico que una persona visite al doctor todos los días, y que los pacientes que tienen enfermedades catastróficas son excepcionales. Mediante el análisis de los datos están identificando autos que quizás trabajan como taxis informales.

Al momento están en el proceso de ubicarlos y eliminar la posibilidad de que saquen más salvoconductos. De las cifras preliminares se tiene que cerca del 50% de autos que sacan permisos para citas médicas lo hacen recurrentemente.

Con el fin de evitar esas irregularidades en los salvoconductos turísticos, es el hotel quien debe tramitarlo, no el usuario.

Martha Cueva, gerenta del hotel 9 de Octubre, en La Mariscal, ya hizo uso de este nuevo servicio. Cuenta que dos personas llegaron desde Lago Agrio para un chequeo médico. Se hospedaron por dos días. Ella les entregó el documento y no hubo problema.

Espera que la iniciativa logre animar a las personas a venir a la capital. Su hotel tiene 70 camas, pero por la emergencia sanitaria solo puede habilitar 20. Y los turistas no llegan.

El hotel Amaranta, ubicado en la Leonidas Plaza, es otro de los que forman parte de este plan. Su representante, Martha Váscones, cuenta que aún no hace uso del servicio, y espera que tenga el efecto deseado y atraiga turistas. Caso contrario, corre el riesgo de cerrar.

Dice que desde marzo no ha recibido clientes y que ha logrado mantenerse con ahorros. “No es solo la restricción vehicular lo que hace que la gente no quiera venir, sino la cantidad de contagios de covid-19. Piensan que van a venir a infectarse”, expresa.

El impacto de la pandemia en esta rama ha sido intenso. Raúl García, presidente de la Cámara de Turismo de Pichincha, indica que las restricciones vehiculares de Quito frenan la reactivación.

Sostiene que, por ejemplo, el domingo pasado, a última hora, el Municipio decidió dar libre circulación el lunes 7. Pero la gente no había hecho reservas en zonas aledañas pensando que no podría circular.

Las pérdidas -dice- son millonarias. En el 2019 hubo una ocupación hotelera de cerca del 53% en Quito mientras que este año no llega ni al 10%.
Afirma que antes de la pandemia, los feriados generaban un movimiento de USD 600 millones, pero la cifra ha caído. La pérdida, dice, supera los USD 2 000 millones.

En la capital están registrados 4 898 negocios vinculados a la actividad turística, entre hoteles, agencias, y demás, según el Municipio.

El trámite para los hoteles

El primer paso es hacer la reserva en uno de los 170 hoteles que cumplen los requisitos de bioseguridad.

El encargado del establecimiento tendrá que ingresar a la página del Portal de Servicios Municipales.

Al dar clic en el botón Turismo, deberá llenar el formulario con la placa del auto y cédula del conductor.

Hay que poner el número de días que se hospedará para saber la vigencia del permiso; máximo dos semanas.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (6)