27 de noviembre de 2019 00:00

7 000 comerciantes saludan a Quito por su fundación

En el Mercado Central prepararon coreografías e indumentaria nueva para el desfile. Foto: Diego Pallero / EL COMERCIO

En el Mercado Central prepararon coreografías e indumentaria nueva para el desfile. Foto: Diego Pallero / EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 4
Ana Guerrero

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Se enamoraron en los alrededores de lo que hoy es el Mercado Chiriyacu. Julio Pacheco y Amelia Collaguazo formaron una familia a la par de que el centro de abastos del sur de la capital se fue consolidando. En ese lugar, conformado por 11 asociaciones, crecieron los seis hijos de la pareja. En el mismo espacio, con tres semanas de anticipación, empezaron los preparativos para el desfile Los mercados saludan a Quito, convocado para este miércoles 27 de noviembre del 2019.

Como Pacheco, vicepresidente de la asociación 8 de Marzo y quien va 42 años en el sitio, 7 000 comerciantes de 41 centros participan en el homenaje por los 485 años de fundación de Quito. El dirigente, nostálgico al recordar la muerte de su esposa, cuenta que ambos bailaban en los desfiles. El oriundo de Manabí conserva la tradición. Y no está solo, en la asociación hay 650 socios y en el mercado, más de 2 000.

Mishelle Barbecho, quien lleva 17 de sus 30 años al frente de un puesto, es sobrina de Pacheco y fue una de las encargadas de organizar la comparsa, en la que hoy participan 30 adultos y cuatro niños. Consiguieron trajes nuevos para la concentración de los comerciantes, prevista para las 07:00, en el parque Benito Juárez.

En Santa Clara, apostaron por la danza andina y decoraron un carro alegórico. Foto: Diego Pallero / EL COMERCIO

En Santa Clara, apostaron por la danza andina y decoraron un carro alegórico. Foto: Diego Pallero / EL COMERCIO


El recorrido arrancará a las 08:00, desde la intersección de las calles Venezuela y Bogotá, para luego avanzar por toda la Venezuela con la entrega de frutas y golosinas hasta llegar al bulevar de la 24 de Mayo (ver mapa).

Pacheco, entusiasta, señala que su sobrina y el resto de compañeros son colaboradores y hay unión para participar cada año, con carro alegórico incluido. Este año se sumaron 13 ciudadanos venezolanos, que desfilarán como payasos.

Etilso Coronado compartió el agrado de unirse a las tradiciones con sus compañeros y homenajear a la ciudad donde hoy habitan y trabajan. A unos metros del sitio de ensayo de ellos y el resto de personajes, está el puesto de Pacheco, de 67 años, donde la especialidad es el encebollado.

La colaboración de Pacheco se replica en el Mercado Central, fundado en 1952 y donde trabajan 176 comerciantes. Allí, en un puesto de legumbres, labora María Chiliquinga, una de las vendedoras más antiguas. 50 de sus 76 años los ha pasado en el puesto heredado por su madre, Josefina Muñoz. Y “hasta que tenga fuerzas participaré en el desfile”.

Julio Pacheco (67 años) es uno de los comerciantes antiguos del Mercado Chiriyacu. Foto: Diego Pallero / EL COMERCIO

Julio Pacheco (67 años) es uno de los comerciantes antiguos del Mercado Chiriyacu. Foto: Diego Pallero / EL COMERCIO


Ella ha sido parte de todas las comparsas. Por tercer año, hace las veces de carishina. Una vecina de La Tola le alquila el traje en USD 12. Chiliquinga, al igual que Pacheco, vio crecer a sus dos hijos en el mercado.

Para la mujer de voz suave, la jornada empieza a las 06:30. Se dirige desde La Magdalena hasta San Roque para abastecerse de productos, aunque en un día no vende más de USD 10 y si la jornada es buena, USD 15. Vive sola y con lo poco que gana reúne para pagar USD 50 de arriendo de la vivienda.

Chiliquinga regresa a su hogar en bus, en la línea que va a Chillogallo. Hoy, el retorno será tras un espectáculo musical en el bulevar 24 de Mayo y de la respectiva premiación. La Agencia de Coordinación Distrital del Comercio indicó que habrá obsequios para el mejor carro alegórico, comparsa y delegación más dinámica.

En el Central, así como desfilan carishinas como Chiliquinga, están bailarinas con trajes de Zuleta. El resto preparó uniformes nuevos. El presidente, Wilson Miranda, confiesa que casi no participan. Pero, finalmente, lograron hacerlo.

En Santa Clara, decoraron el establecimiento con los colores de la bandera quiteña. Y desde hace dos semanas, empezaron los ensayos para la coreografía. Como comenta Alexandra Sambachi, para los comerciantes es un honor. En el mercado hay 240 usuarios.

Como hay premiación, en los establecimientos prefirieron no revelar todos los detalles para hoy dar la sorpresa y “hacer sonar las calles”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)