13 de September de 2011 15:55

Gutiérrez y abogado de Carrión responden a anuncio de investigaciones en su contra por 30-S

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El ex presidente Lucio Gutiérrez y el abogado del ex director del Hospital de la Policía, Stalin López, reaccionaron al anuncio que hiciera el viceministro del Interior, Leonardo Berrezueta, acerca de incluirlos en las investigaciones por los hechos del 30-S.

Las indagaciones se deberían a las declaraciones de Gutiérrez en Miami días antes de la rebelión. Según el viceministro, Gutiérrez afirmó entonces: “acabado Correa, terminado el problema o acabado el modelo” socialista que promueve en Ecuador. “Tiene que responder, es una acusación muy grave. ¿Qué se intenta decir con eso?”, señaló Berrezueta

“Teníamos, días previos al 30 de septiembre, reuniones en Miami que no son casuales. En este caso debe respondernos también el coronel Gutiérrez muchos temas”, subrayó.

Gutiérrez  manifestó que afrontará la acusación en el país, “no correré”. En su cuenta de Twitter, emplazó a que también se investiguen los hechos del 20 de abril del 2005, cuando fue derrocado del poder.

En esta red social empezó a relatar lo que, según él, sucedió ese día:

“El 20-abril-2005 luego del golpe de estado, me secuestraron 30 soldados y 2 generales, a la fuerza me empujaron a la terraza de Palacio”, ““Y en el helicóptero contra mi voluntad me condujeron al aeropuerto M Sucre, a que me linchen Porque esto no investigan? El 30-S es una farsa”.

En el caso de López, las sospechas recaen por estar en los alrededores del Regimiento Quito N. 1, el pasado 30 de septiembre.  Tendrá que dar “respuesta lo suficientemente contundente” sobre su permanencia en el lugar, manifestó el Viceministro.

López, en declaraciones a este Diario, contó que aquel día tenía una audiencia en los tribunales penales en la calle Murgeón, paralela a la avenida Mariana de Jesús, epicentro de los incidentes del 30-S.

La audiencia no se realizó ante la falta de colaboración policial para bajar a los detenidos de aquel proceso que llevaba López. Según él, salió del edificio para comer  y por curiosidad se dirigió hasta las cercanías del Regimiento para ver qué es lo que sucedía.

“A esa fecha no conocía de la existencia del coronel César Carrión (ex director del Hospital de la Policía). Hasta esa época aún era simpatizante de Correa, en un principio pensé que era un gobierno de cambio”. López es el abogado de Carrión, quien ha sido declarado en primera y segunda instancia inocente del delito de supuesto intento de asesinato del Mandatario el día de la rebelión policial.

“Yo soy un ciudadano que tiene la libertad de transitar por donde estime conveniente y ser curioso no significa ser sedicioso”, agregó.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)