Venta del Banco del Pacífico busca financiar plan de…
Familiares buscan a Estefanía Tipanguano, adolescent…
Vías se cierran por conciertos del Festival Quito Vive
‘A pata – siete cruces’ por fiestas de Quito
Se aprueba informe para primer debate de ley de abor…
Ni perros ni gatos, Irán se plantea prohibir las mascotas
OMS anticipa que Ómicron se propagará como pasó con Delta
800 personas sin mascarilla y 500 botellas de licor,…

Sesión por caso Saab terminó en reclamos y advertencias

Fernando Villavicencio se refirió como “corrupto” al Gobierno de Rafael Correa derivó en un altercado con Roberto Cuero. Foto: Twitter / Asamblea Nacional

El hecho de que el titular de la Comisión de Fiscalización, Fernando Villavicencio (Ind.) se refiriera como “corrupto” al Gobierno de Rafael Correa derivó en un altercado con Roberto Cuero y otros asambleístas del partido del expresidente, este miércoles 10 de noviembre de 2021. 

Los ánimos se caldearon después de que Cuero cuestionara a Villavicencio por el manejo de la investigación del caso del colombo-venezolano, Álex Saab, quien habría usado con fines ilícitos el Sistema de Compensación Regional (Sucre), creado en la administración de Correa. “Es una investigación selectiva”, agregó Gabriela Molina, otra legisladora del correísmo. 

“Míreme a los ojos, colega Cuero”, le dijo Villavicencio en medio de la sesión. “Su líder me ha acusado de que yo trabajo para la CIA. Hasta el día de hoy he ido a cobrar. Le insisto a Rafael Correa que me diga la dirección. Su gobierno allanó mi casa acusándome de tener información reservada, allanó mi casa, me tuvo cinco años en el exilio, mi hijo lloraba, tuve una sentencia ilegal y finalmente les gané. Hay que tener calidad moral para hablar en esta comisión”. 

“Usted puede decir lo que quiera”, reaccionó Cuero. “Yo estoy hablando aquí. Suspenda el micrófono”, instruyó Villavicencio a sus colaboradores en la sala y siguió: “su gobierno fue un gobierno de perseguidores, usted no tiene calidad moral, su gobierno persiguió, es un gobierno corrupto, es un gobierno de delincuentes”. 

Cuero elevó su voz. “A mí no me va a atacar de delincuente porque usted no tiene ninguna prueba contra mí”. “Usted no me va a venir aquí a discutir de nada, estoy acusando a su Gobierno”, replicó Villavicencio y se refirió a Correa como prófugo de la justicia. 

“No hay gobierno en la historia en que no haya habido un caso de corrupción. En este gobierno hay casos de corrupción, en el gobierno de Lenín Moreno hubo. Usted no puede acusar a todas las personas de un gobierno de corruptos. Rechazo contundentemente que me diga a mí delincuente”, insistió Cuero.  

La transmisión de la sesión se interrumpió por unos minutos y las tensiones bajaron, pero luego Comps Córdova, también asambleísta del correísmo, llamó a “frenar eso: los atropellos personales por rencores personales que se tienen, tienen que superarse, presidente, para poder conducir”. 

La sesión se desarrolló en modalidad semipresencial.  Por videoconferencia compareció desde Venezuela, Luis Eduardo Sánchez Yánez, socio de Saab y representante en Ecuador de la empresa Fondo Global Construcciones (Foglocons), que fue constituida en 2012 junto al colombiano Álvaro Pulido. 

“Yo ni he sido administrador ni he sido representante legal, ni he tenido firma bancaria, ni he firmado contratos de ningún tipo por cuenta de esta compañía en Ecuador. Mi base de operación y responsabilidad ha sido bajo la contratación que me hicieron para desempeñar mi cargo en Venezuela”, sostuvo. 

Aseguró que él no tenía conocimiento que Pulido robó la identidad de un muerto y que se enteró en 2018 que su nombre verdadero es Germán Rubio, un colombiano señalado como líder del cartel de Bogotá, según refirió la Comisión. 

Advertencia de querella  

En su intervención, Sánchez Yánez rechazó el contenido de un informe de la Aduana ecuatoriana donde se afirma que él estaría vinculado al narcotráfico en Venezuela. Aseguró que se trata de un homónimo procesado en Venezuela por tráfico de estupefacientes en 2016. 

A su vez, le comunicó a Villavicencio que el viernes pasado presentó una demanda penal en contra en Colombia por unas declaraciones a medios de ese país. “El señor Villavicencio ha atentado contra la moral, contra mi reputación, me ha vilipendiado, me ha difamado, me ha expuesto al escarnio público”. 

Aseguró que no conoce al expresidente Rafael Correa ni a ningún político de Ecuador o Venezuela, sino que su actuación se limitaba al campo empresarial. Su comparecencia se dio ante la Comisión, a pedido de Roberto Cuero

Suplementos digitales