25 de mayo de 2020 21:36

Peajes vuelven a funcionar en Ecuador tras más de dos meses de suspensión; ¿Cuál es el protocolo?

El cobro de los peajes en el país se reanudó este 25 de mayo del 2020. La actividad fue suspendida debido a la emergencia sanitaria. Foto: Archivo/ EL COMERCIO.

El cobro de los peajes en el país se reanudó este 25 de mayo del 2020. La actividad fue suspendida debido a la emergencia sanitaria. Foto: Archivo/ EL COMERCIO.

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 4
Indiferente 3
Sorprendido 1
Contento 5
Andrea Medina
Redacción ElComercio.com

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Desde este lunes, 25 de mayo del 2020, se reactivó el cobro en las diferentes estaciones de peaje que funcionan en todo el país tras más de dos meses de suspensión de cobro en las casetas, por la emergencia sanitaria.

El Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP) informó, a través de un comunicado, que la reanudación de este servicio se da tras las últimas decisiones del Comité de Operaciones de Emergencia (COE) nacional y tras pasar a la nueva fase del distanciamiento social.

Desde el pasado 20 de marzo del 2020, cuando se levantaron todas las vallas para no cobrar en las estaciones de peajes, el Estado dejó de recibir USD 16 millones por esas recaudaciones. Así lo indicó Obras Públicas.

“Para que este proceso se realice de manera segura, el MTOP desarrolló un protocolo de bioseguridad que fue compartido y socializado con los concesionarios para hacer efectiva su aplicación y estricto cumplimiento, con la finalidad de salvaguardar la integridad de usuarios y trabajadores, indicó esta Cartera de Estado.

Durante el tiempo en el que se interrumpió el cobro en las estaciones, añadió Obras Públicas, se garantizó la circulación vehicular por “vías en óptimas condiciones de transitabilidad, y brindó con normalidad los servicios complementarios, a fin de proporcionar condiciones adecuadas y seguras para que los transportistas mantengan su actividad”.

La cancelación del cobro de peajes que se cumplió desde las 00:00 del 20 de marzo se dio para salvaguardar la integridad de quienes trabajan en las casetas de cobro, según informó en esa fecha el MTOP. La idea también era brindar mayor facilidad de circulación a los vehículos que prestan los servicios de salud, seguridad y otros sectores que no dejaron de movilizarse durante la emergencia.

¿Cómo funcionarán los peajes de Ecuador?

El protocolo establece que se identificará a los trabajadores "aptos para asistir a las actividades presenciales y los que mantendrán la modalidad de teletrabajo, trabajo emergente y quienes son considerados como grupo prioritarios es decir personas que son vulnerables de alto riesgo y que podrán ingresar alaboral cuando haya pasado la emergencia sanitaria". 

Además se identificará las actividades que generan riesgo de contagio de covid-19 en las áreas pertenecientes a las estaciones y se procederá a "planificar las medidas pertinentes para la prevención de la enfermedad" covid-19. 

Como medidas generales, el protocolo establece que se debe "informar al trabajador sobre el riesgo biológico y las medidas de prevención y protección ante la emergencia sanitaria, uso de EPP (Equipo de protección personal), protocolos de seguridad". 

Se deberá mantener una dotación de alcohol o gel/ alcohol al 70% en los dispensadores, dotación de suministros de limpieza y desinfección, control de la frecuencia y desinfección de áreas". Además se debe "gestionar el stock de mascarillas, guantes y trajes".

Una caseta de recaudo permanente será asignada a cada cajero con el fin de evitar contaminación de las áreas. Los trabajadores deberán ingresar a las mismas con implementos de protección como overol reutilizable, gafas, mascarilla, protector facial, etc. Previamente los cobradores pasarán por cabinas de desinfección. 

Los cajeros deberán lavarse las manos frecuentemente y utilizarán guantes para manipular el dinero. Estos "deberán ser cambiados cada dos horas o las veces que sean necesarias, previo lavado de manos".

Las casetas en las que se realiza el cobro del peaje serán desinfectadas y contarán con recipientes con agua y cloro para desinfectar las monedas. Estos serán cambiados con regularidad. En el caso de billetes se utilizará un rociador. El proceso se realizará en cada cobro y será monitoreado por supervisores a través de CCTV. 

Los cajeros no podrán arrimarse a ventanas, puertas o superficies con sus brazos o su rostro y deben evitar tocarse los ojos, nariz, boca, vestimenta el cabello y los implementos de bioseguridad mientras realizan la recaudación

Cada hora, por un lapso de cinco minutos, las casetas deberán recibir ventilación, pero las ventanas de las mismas deberán permanecer cerradas en caso de que no se esté realizando cobros. Lo mismo sucede con las puertas de acceso. 

¿Cómo funcionarán las oficinas de atención al usuario (OAU)?

El protocolo establece que en las OAU se atenderá solamente a una persona a la vez. El aforo externo de usuarios deberá permitir el cumplimiento del requisito de distanciamiento mínimo de dos metros. Quienes acudan a las oficinas deberán hacerlo con gafas, mascarillas y guantes. 

Por medio de un termómetro infrarrojo se tomará la temperatura a los usuarios. Si esta es mayor a 37,8 grados centígrados no se permitirá el acceso y la persona deberá registrar su información en la Encuesta de Salud Ocupacional. 

Antes de ingresar, las personas deben desinfectar su calzado sumergiendolo en pediluvios que estarán destinados para esto. Sus documentos como cédula de identidad o matrícula vehicular también deberán ser desinfectados. La oficina contará con una mampara que separará al usuario del trabajador y la atención deberá realizarse en el menor tiempo posible privilegiando mecanismos tecnológicos para proporcionar mayor información de los servicios solicitados.

Una vez que se cancelan los valores de la compra del TAG, la persona debe evacuar el área y esperar en su vehículo hasta que el dispositivo sea instalado. 

Los trabajadores manipularán el dinero utilizando guantes que, al igual que en el caso de las casetas, deberán ser cambiados al menos cada dos horas. Las monedas serán desinfectadas en un recipiente con agua y cloro y los billetes con un rociador.

Luego de atender a cada cliente se deberá limpiar y desinfectar el área y los implementos manipulados. Además los baños de atención al usuario permanecerán cerrados "debido a que pueden ser un foco de infección por el uso recurrente de la ciudadanía general"

Revise el protocolo completo

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (9)
No (10)