28 de enero de 2020 00:00

Cuatro ofrecimientos del Gobierno para Quito siguen pendientes

Hace 6 meses el Gobierno dijo que financiará la ampliación del Metro hacia La Ofelia

Hace 6 meses el Gobierno dijo que financiará la ampliación del Metro hacia La Ofelia. Foto: Archivo EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 31
Triste 5
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 3
Evelyn Jácome
Coordinadora (I)

El Metroférico, la adquisición de buses eléctricos, la extensión del Metro y la dotación de camionetas y motos para patrullaje son compromisos que el Gobierno central adquirió con Quito en 2019 y que aún no se concretan.

Los cuatro proyectos abordan los dos temas que más preocupan al quiteño: movilidad y seguridad. De ellos, el Metroférico es el que más avance registra. El anuncio se hizo a mediados del 2019. Representantes del Ministerio de Transporte y Obras Públicas se reunieron con el alcalde Jorge Yunda para afinar la idea.

Se trata de un sistema de movilidad que busca unir los valles de Tumbaco y Cumbayá con La Carolina (lo que alimentaría la parada del Metro) utilizando góndolas que se movilizan por cables aéreos.

El proyecto se manejará en dos fases: la primera desde La Carolina hasta Tumbaco. Y la segunda hasta el aeropuerto Mariscal Sucre, en Tababela. El sistema tendrá una capacidad para movilizar 5 000 personas por sentido y por hora. La construcción de la primera etapa requiere una inversión de más de USD 500 millones, pero no le costará dinero a Quito porque se lo realizará mediante una alianza público-privada. No obstante, el proceso registra un retraso.

José David Recalde, gerente de proyectos estratégicos del Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP), indicó que, para poder avanzar, se requiere que el Municipio le dé la competencia de ese subsistema de transporte público y que incluya la facultad de determinar la tarifa (que tentativamente sería USD 1,25), lo que debe ser aprobado por el Concejo Metropolitano.

A inicios de año, el Cabildo trató el tema en sesión, pero no lo aprobó, lo que ha impedido el avance.

Ese es uno de los puntos que ha generado divergencias. Recalde dice que el problema no está en manos del Alcalde, sino del Concejo, y admite que se acordó realizar talleres de trabajo para profundizar la explicación. Pero no se los ha hecho.

En el Corredor Norte opera solo una unidad eléctrica.

En el Corredor Norte opera solo una unidad eléctrica. Foto: Archivo EL COMERCIO


Según Recalde, es fundamental coordinar con el Concejo para hallar soluciones y ejecutar la obra, caso contrario el proyecto está frenado. Sería ideal sacar el concurso público a finales de marzo. “La delegación de la competencia, incluyendo la determinación de la tarifa, permite avanzar con trámites administrativos en el ejecutivo, con los ministerios de Transporte y el de Economía. Entonces sí se podrá lanzar un concurso público, analizar las ofertas, adjudicar, firmar el contrato y construir para que la inversión privada llegue y la ciudad gane”.

El edil Eduardo del Pozo, miembro de la Comisión de Movilidad, indicó que el Concejo pidió que se esclarezcan algunos puntos. La principal duda del Cabildo tiene que ver con una doble delegación (la que hiciera el Municipio al Ministerio, y la del Ministerio a la empresa privada), lo que es prohibido por la Ley.

“Según las observaciones, lo correcto sería que el Municipio trabaje directamente con la empresa para no incurrir con la doble delegación”.

La Alcaldía señaló que los proyectos relacionados con la adquisición de 300 buses eléctricos y con la extensión del Metro también deben concretarse. El objetivo no es comprar los buses, sino aplicar la figura de arrendamiento donde una empresa se hace cargo de la dotación de las unidades y de su mantenimiento. Trabajan en una hoja de ruta para que el Gobierno se alinee a esa propuesta. Al momento están instaladas dos mesas técnicas.

El objetivo es que los buses eléctricos se concreten de la mano con la entrada en operación del Metro, a finales de año.

La extensión del Metro desde El Labrador hasta La Ofelia también es otro de los temas pendientes. Según la Alcaldía, hay el ofrecimiento, pero no existe una propuesta firme de financiamiento. Yunda ha pedido una reunión con el Ministro de Economía para tratar el tema, pero no se ha concretado, sostuvo la Alcaldía.

Una de las alternativas podría ser que la deuda que mantiene el Gobierno desde el 2014 por el IVA, que asciende a USD 116 millones, sea utilizada para extender el Metro.

Otro de los temas que deben cumplirse tienen que ver con la seguridad. El alcalde Yunda dijo en diciembre pasado que los primeros días de enero se dotará de 130 camionetas y 100 motos para la seguridad. De acuerdo con la Secretaría de Seguridad, al momento están puliendo el acuerdo el Municipio con el Ministerio de Gobierno para concretar el monto de inversión de cada parte.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (4)
No (6)