10 de julio de 2020 11:04

255 niños están listos para ser adoptados en Ecuador

Joaquín junto a sus padres Inés Zambrano y Daniel Vélez. Foto: Archivo Particular.

Joaquín junto a sus padres Inés Zambrano y Daniel Vélez. Foto: Archivo Particular.

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 2
Indiferente 0
Sorprendido 1
Contento 23
Mariela Rosero

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Inés Zambrano ve la llegada de Joaquín Esteban a su hogar como un parto largo, que duró más de 10 años, y que estuvo incluso bendecido por Dios. Con su esposo, Daniel Vélez, ya van a cumplir 18 años juntos. Y desde agosto del 2016, su vida cambió gracias a la adopción.

La pareja, durante una década, atravesó momentos de dolor porque no funcionaron tratamientos de inseminación artificial. Entonces decidieron buscar a un hijo a través de la adopción y empezaron el proceso en julio del 2015.

Ellos entregaron la documentación requerida, hicieron los talleres, llenaron la solicitud y pasaron los test psicológicos a cargos del Ministerio de Inclusión Económica y Social (MIES). Y así luego de un año finalmente pudieron recibir a Joaquín, cuando tenía casi tres años.

Ahora, el hijo de Inés y Daniel ya tiene 6 años y nueve meses. A la media hora de llegar a casa les llenó de alegría al decirles mamá y papá.

En Ecuador hay 255 niños con declaratoria de adaptabilidad; 116 en espera de asignación; 92 casas de acogida. De marzo a mayo, en la pandemia, el MIES concretó cinco adopciones; 52 registros de solicitantes, 33 entrevistas iniciales y 18 estudios de hogar.

“Queremos que la adopción entre a una nueva era, que el proceso sea más eficiente; trabajamos para que la demora, lo discrecional y engorroso del trámite sea parte del pasado”, indicó Iván Granda, ministro de Inclusión Económica y Social. Para lograrlo, además de ajustes administrativos, buscan una reforma legal.

El 27 de enero, el MIES envió una propuesta de reforma al Código de la Niñez, que fue tramitado en primer debate, el 23 de junio. Esperan que hasta diciembre se apruebe la ley.

Entre otros planteamientos piden que la declaratoria de adoptabilidad ya no dure dos o tres años sino 12 meses.

En el caso del abandono de niños de menos de un año de edad, plantean que el término de investigación sea de tres meses. Según el Ministro buscan romper con la “institucionalización” prolongada de los niños. Es decir que no pasen años en centros.

Otro de los ajustes que sugieren es establecer un plazo de 48 horas para la realización de la audiencia de adopción, que ahora puede tardar hasta tres meses. Y quieren que se reduzcan el número de diligencias dentro del proceso.

“Tantas personas sufrimos tantos años desgraciadamente; gastamos mucho dinero en tratamientos de fertilidad, sin ver que hay niños a quien darles calor de hogar”, reflexiona Inés. Ella y su esposo Daniel le contaron a Joaquín que “él estuvo en la barriguita de otra persona, pero que nosotros somos sus padres. Nos preguntó ¿esa señora es mala? Mi marido le contestó que no sabíamos, pero que gracias a ella, él estaba en este mundo junto a nosotros”.

Este matrimonio ha decidido, hasta fin de año, empezar un nuevo proceso de adopción para darle un hermano o una hermana a Joaquín.

Ecuador no cuenta todavía con un manual de adopciones internacionales. Para el próximo mes, adelantó Granda, esperan presentarlo con el apoyo de la Conferencia de La Haya. Revisan legislaciones al respecto de países como Brasil, Colombia y Chile.

El Ministerio de Inclusión Económica y Social firmó un convenio con la Universidad Tecnológica Indoamérica, que permitirá que los interesados en adoptar puedan tener servicios gratuitos de consultorio jurídico, en la capital.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (77)
No (12)