26 de agosto de 2018 16:10

Nicaragüenses demandan liberación de detenidos que protestan contra Ortega

Desde abril pasado, miles de nicaragüenses han salido a las calles a protestar contra Ortega, en el marco de una crisis que ha dejado entre 322 y 448 muertos, según organismos humanitarios internacionales y locales, mientras el Gobierno reconoce 198 falle

Desde abril pasado, miles de nicaragüenses han salido a las calles a protestar contra Ortega, en el marco de una crisis que ha dejado entre 322 y 448 muertos, según organismos humanitarios internacionales y locales, mientras el Gobierno reconoce 198 fallecidos y denuncia un intento de golpe de Estado.

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 1
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia EFE

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Decenas de nicaragüenses se plantaron este domingo (26 de agosto del 2018) entre la Universidad Centroamericana (UCA) y la rotonda Rubén Darío de Metrocentro, en Managua, para demandar la liberación de los detenidos en el marco de las protestas contra el Gobierno del presidente Daniel Ortega que comenzaron en abril pasado.

Entre los manifestantes acudieron médicos, universitarios y representantes de movimientos civiles y políticos que exigieron la liberación de los "presos políticos" en medio de la crisis que estalló el 18 de abril pasado.

Cerca de donde se realizó el plantón se apostaron fuerzas antidisturbios y simpatizantes del oficialista Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN), sin incidentes.

Los denominados "autoconvocados" gritaron consignas como "Ortega criminal, se acerca tu final" y "Para Ortega y Murillo, ni perdón ni olvido" y ondearon las banderas azul y blanco de Nicaragua.

"Nos han criminalizado solo por haber atendido a heridos durante las protestas", dijo a periodistas un médico, que por seguridad no quiso identificarse.

La disidente sandinista Mónica Baltodano dijo a periodistas que están exigiendo la liberación de los detenidos y se respete el derecho constitucional a la libre movilización.

"Ortega está tratando de revertir la derrota política que sufrió, pero no va a poder porque el pueblo de Nicaragua dijo basta. Quiere recuperar las calles, pero las calles ya las perdió", dijo, por su lado, la abogada Azahalia Solís, miembro de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia.

Al menos 28 personas, en su mayoría universitarios y una brasileña-estadounidense, fueron detenidos de "manera arbitraria" por la Policía de Nicaragua en el marco de las protestas contra el Gobierno, según denunció la Coordinadora Universitaria por la Democracia y la Justicia (CUDJ).

Entre los detenidos se encuentra la documentalista brasileña-estadounidense Emilia Mello, quien viajaba con un grupo de estudiantes hacia la ciudad colonial de Granada que participarían en una marcha contra el Gobierno, cuando fue retenida y trasladada a la cárcel El Chipote, sede de la Dirección de Auxilio Judicial, según la denuncia.

La documentalista posteriormente fue llevada a la sede de la Dirección de Migración y Extranjería, donde, según la versión que ofrecieron las autoridades a los detenidos, será deportada.

El secretario ejecutivo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), el brasileño Paulo Abro, confirmó a través de Twitter que Mello fue trasladada del centro de detención a Migración, donde sería expulsada este domingo.

Junto a Mello fueron detenidos en el municipio de San Marcos (suroeste) otros 19 nicaragüenses, entre ellos dos documentalistas locales, que horas después fueron liberados, al igual que un médico y un abogado.

La CUDJ denunció que otros seis estudiantes fueron detenidos en la ciudad de León, 90 kilómetros al noroeste de Managua, tras participar anoche en una marcha y aún permanecen retenidos.

Desde abril pasado, miles de nicaragüenses han salido a las calles a protestar contra Ortega, en el marco de una crisis que ha dejado entre 322 y 448 muertos, según organismos humanitarios internacionales y locales, mientras el Gobierno reconoce 198 fallecidos y denuncia un intento de golpe de Estado.

La CIDH elevó este viernes a 322 la cifra de fallecidos durante las protestas, de los que la mayoría, afirma, perdió la vida "como resultado de la acción estatal".

Las manifestaciones contra Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, comenzaron el 18 de abril pasado por unas fallidas reformas de la seguridad social y se convirtieron en una exigencia de renuncia del mandatario, después de once años en el poder, con acusaciones de abuso y corrupción

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)