Refugiados rohinyás demandan a Facebook por USD 150 …
OMS: La vacunación obligatoria debe ser el ‘úl…
Audiencia preparatoria de juicio del caso Las Torres arrancó
Cinco profesoras y un rector procesados por el crime…
Tribunal concede arresto domiciliario para Daniel Salcedo
Kremlin no espera avances de la cumbre entre Putin y Biden
Partidos firman pacto de coalición para gobernar Alemania
Imágenes del incendio en cerro Colorado alarman a re…

Saqueos en Parmalat, florícolas y otras empresas de Cotopaxi e Imbabura

Una foto publicada en la cuenta de twitter de Expoflores donde se muestra a manifestantes. Foto: @ExpofloresEC

Una foto publicada en la cuenta de twitter de Expoflores donde se muestra a manifestantes. Foto: @ExpofloresEC

Una foto publicada en la cuenta de twitter de Expoflores donde se muestra a manifestantes. Foto: @ExpofloresEC

Industrias y agroexportadoras de Pichincha y Cotopaxi denuncian saqueos en sus instalaciones. En las firmas afectadas se procesan leche, papel, acero, madera y flores.

Un grupo de manifestantes, que se moviliza en camiones, forzaron los ingresos a las fábricas y obligaron a los trabajadores a sumarse al paro. Además, de ingresar a las bodegas, zonas de producción y embalaje donde se sustrajeron productos como leche, papel, yogurt, flores y otros.

Alejandro Martínez, presidente ejecutivo de Asociación de Productores y Exportadores de Flores del Ecuador (Expoflores), confirmó saqueos en 16 fincas del sector Lasso, en Cotopaxi, y en 2 de Cotacachi, Imbabura.

Martínez detalló que en las fincas se están destruyendo muebles y material de trabajo, como bombas de agua y computadoras. Además, de que se está tratando al personal con amenazas. “Lo más importante para nosotros es resguardar la seguridad de los trabajadores y de la empresa”.

En fotografías subidas a las redes sociales de Expoflores se muestra cómo los paquetes de flores fueron destruidos e incluso ingresaron a los invernaderos a sacar a los trabajadores.

“La situación es totalmente caótica y peligrosa”, subrayó Martínez, quien aseguró que al momento no ha llegado ningún contingente policial. El gremio exportador pide la intervención de los militares y la fuerza pública en las instalaciones de las fincas.

“Lo que se necesita es que el Ecuador vuelva a la calma. Las puertas de diálogo se han ido cerrando”.

Las floricultoras afectadas con esta medida del sector indígena son Toacazo, Tanicuchi, San Agustín de Callo, Mulaló, Joseguando Bajo y Piedra Colorada, ubicadas al norte de Latacunga.

Los guardias de seguridad de otras empresas procesadoras de alimentos informaron que no están laborando. Los empresarios suspendieron la jornada de trabajo luego de los incidentes con sus vecinos.

La fábrica de Parmalat del Ecuador, ubicada en Lasso, también está siendo objeto de saqueos por parte de indígenas de la zona, confirmó la empresa.

“Solicitamos de manera urgente a las autoridades, a los militares y a la Policía Nacional que nos asistan estos momentos, ya que está en riesgo no solo la vida e integridad de nuestros trabajadores, sino todos nuestros bienes e inversiones que mantenemos en el país”, señaló la empresa en un comunicado.

El Gobierno, por su parte, rechaza la agresión a empleados y los saqueos efectuados en las instalaciones de las bodegas de la empresa Parmalat.

Según el comunicado de la Secretaría de Comunicación de la Presidencia, 180 manifestantes indígenas forzaron las puertas de seguridad de las bodegas de la empresa, se llevaron productos y agredieron a algunos trabajadores.

Suplementos digitales