26 de February de 2011 00:00

Ecuatorianos salieron del país a salvo

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Tras la revuelta social en Libia, y el riesgo que ello representa, las empresas transnacionales que operan en ese país optaron por evacuar, a zonas más seguras en otras naciones, a sus trabajadores y familiares.

Este es el caso de 11 ecuatorianos que trabajan en la brasileña Odebrecht. Este Diario conoció que ellos fueron trasladados, junto con sus familias, a Malta, para precautelar su seguridad.

Esto se confirmó en la web de la constructora. En ella se dice que el jueves a las 08:00 (hora, de Ecuador) aterrizó en Malta, procedente de Trípoli, el primer vuelo fletado con 446 personas.

Entre ellas están todos sus empleados y familiares brasileños (107); empleados de Petrobras (7) y otros 332 trabajadores de Odebrecht y sus familiares de 23 nacionalidades. Permanecen en Libia 2 749 empleados de la empresa. Para ayer estaban previstos dos vuelos más a Malta, con capacidad para 450 personas por vuelo. Un buque con capacidad para 2 000 personas salió de Palermo (Italia), se abasteció en Malta y llegó a Trípoli ayer en la tarde, para rescatar a los remanentes. Desde Malta, serán trasladados a sus países de origen. También, hay ecuatorianos en la transnacional Alcatel. La cantidad no se conoce.

Según Rebeca Villota, encargada de comunicación en Ecuador, la situación en Libia es monitoreada por el Departamento de Seguridad de la Corporación Alcatel–Lucent. “De acuerdo con sus disposiciones y con el fin de garantizar su seguridad y la de sus familias, nuestros empleados y subcontratistas, han sido ya evacuados”. Empresas como la petrolera española Repsol cuentan con ecuatorianos. En Madrid, los compatriotas no dieron declaraciones, pero se encuentran bien. Así lo confirmó Marcos Fraga, coordinador de prensa.

Yolanda Vaccaro, corresponsal de El Comercio de Lima en Madrid, dialogó con Óscar Zavala (60 años), ingeniero peruano evacuado desde Libia a España por Repsol. Él cuenta: “Pasamos 12 horas de angustia. Si no salíamos ese día iba a ser muy difícil hacerlo después. La víspera empecé a escuchar balas pasando cerca de mi casa, temía alguna bala perdida. No pude gestionar el documento para salir de Libia...

Allá trabajamos de domingo a jueves. El pasado domingo a las 15:00 escuché una discusión entre los libios. Les pregunté qué pasó. Me dijeron que ya había piquetes en Trípoli...”.

Numerosos países aceleraban ayer la evacuación de sus ciudadanos de Libia. Un barco fletado por Estados Unidos zarpó con destino a Malta con más de 300 personas a bordo, más de la mitad de ellos estadounidenses.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)