28 de January de 2012 00:00

Despiden a 13 empleados del Instituto Izquieta Pérez

valore
Descrición
Indignado 1
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Las notificaciones bajo la figura de renuncia obligatoria llegaron ayer al Instituto Nacional de Higiene (INH) Leopoldo Izquieta Pérez, en Guayaquil. Trece trabajadores de las áreas financiera, administrativa y del laboratorio de Virología fueron separados de la entidad. En promedio son personas con 15 y hasta 30 años de labores.

Las acciones de personal fueron entregadas a las 08:30 por miembros del Ministerio de Relaciones Laborales y del área de Talento Humano del Instituto. En un inicio se habló de 40 notificaciones, cifra que podría completarse hasta el lunes.

El Gobierno inició la compra de renuncias con indemnización en varias instituciones públicas en octubre pasado. El proceso se sustenta en el artículo 47 de la Ley Orgánica de Servicio Público (Losep) y en el Decreto Ejecutivo No. 813. Según anuncios oficiales, se espera la salida de 1 370 servidores públicos más hasta fines de este mes.

La presencia de los miembros del Ministerio de Relaciones Laborales no es nueva en el INH. Hace un mes llegaron varios grupos para evaluar y conocer los perfiles de trabajo de cada empleado. A diario hacen un seguimiento de las funciones y actividades que realizan.

Ese análisis, según comentaron trabajadores del Instituto, es parte de la reingeniería que planteó el presidente Rafael Correa y que abarca un rediseño estructural de la entidad. Además, a inicios de este mes, las críticas del Mandatario se concentraron en la institución, específicamente por la lentitud en la entrega de los registros sanitarios.

En el Instituto Izquieta Pérez de Guayaquil laboran unas 800 personas, entre técnicos, administrativos, médicos, veterinarios y químico-farmacéuticos. Su campo de trabajo es la investigación científica en las áreas de Virología, Biología Molecular, Parasitología. También entregan los registros sanitarios.

Las actuales notificaciones de despido hacen recordar la salida de 30 profesionales del Izquieta Pérez, en octubre del 2010. Los médicos, con destacada trayectoria científica, fueron obligados a jubilarse por cumplir 70 años de edad, según lo establecido en la Ley de Servicio Público.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)