6 de January de 2012 00:03

Agencias de viaje ven menos turismo por alza de pasajes

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Después del anuncio del incremento de los precios de los boletos aéreos en el país, uno de los sectores afectados será el turístico, debido a que los vuelos que más se encarecieron van hacia las islas Galápagos.

Estos incrementos se traducen en el bolsillo del consumidor. Así, la aerolínea estatal Tame cobra un recargo que va entre el 24% y el 36%, por vía, dependiendo del tipo de viajero. Los residentes de las islas pagan un recargo menor, en este caso, de USD 20 por vía, mientras que los extranjeros que visitan las islas deben cancelar USD 70 adicionales, por vía.

Por su parte, la aerolínea AeroGal cobra un recargo de USD 50, mientras que LAN se limitó a decir en un comunicado que sus costos no sobrepasarán el 17%.

Las agencias de viajes muestran preocupación por la cancelación de viajes a este sitio. Además, prevén que el número de visitantes tenderá a disminuir.

Ese es el caso de la agencia de viajes Intigalp, con oficinas en el norte de Quito. Su propietaria, Sandra Sangolquí, explicó que en su agencia unas 50 personas han cancelado su viaje a Galápagos. Esto a pesar de haber reservado los boletos desde el año anterior. “Nuestros clientes prefieren viajar a Colombia o Perú, que son destinos más baratos”.

Con esta versión coincide el representante de la Cámara de Turismo de Pichincha, Raúl García, quien además es dueño de la agencia Advantage Travel. Señaló que los turistas, además de pagar más por los pasajes, deben cancelar el ingreso al Parque Nacional Galápagos que está en USD 100 (para los extranjeros). “Estos costos le hacen menos atractivo”.

Para García, un turista extranjero que desee viajar a Galápagos deberá contar con un presupuesto mínimo de USD 700, que incluye el boleto, estadía por dos días e ingreso al parque. “Con ese mismo dinero puede pasar una semana en otro país. Eso nos hace menos competitivos”.

Con esta versión coincide Paola Espinosa de la agencia Maritetour, también ubicada en el norte de Quito. Ella señala que un elevado costo de pasajes disminuye el número de turistas y genera pérdidas para la cadena.

El sector turístico no es el único afectado. Los residentes de las islas también están molestos por el aumento de los pasajes.

Es el caso de Dulia Urresta, una habitante de la isla San Cristóbal. Ella viajaba dos veces al año a Quito, pero con el alza de los pasajes aéreos prevé viajar una vez a la capital, cada dos años.

De ahí que Alfredo Ortiz, asambleísta de esta provincia, solicitó al presidente de la República, Rafael Correa, que haya un trato preferencial para Galápagos.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)