Dos condominios ganaron concurso de buenas prácticas…
Guillermo Lasso felicita a la virtual Presidenta de Honduras
EE.UU. exigirá a viajeros test negativo 24 horas ant…
Geofísico registra enjambre sísmico en volcán Sangay…
Papa acepta renuncia de Arzobispo de París, por rela…
Blinken pide a Rusia que respete soberanía de Ucrania
La eliminación de IVA requiere ajustes
David Hurtado dedicó el oro a su abuelo

Mujer muere en protesta por subida de impuesto a combustibles en Francia

En la foto, protestas en contra de la subida a los combustibles en los Campos Elisios en París este 17 de noviembre del 2018. Foto: EFE

En la foto, protestas en contra de la subida a los combustibles en los Campos Elisios en París este 17 de noviembre del 2018. Foto: EFE

En la foto, protestas en contra de la subida a los combustibles en los Campos Elisios en París este 17 de noviembre del 2018. Foto: EFE

Una mujer murió este 17 de noviembre del 2018 durante una protesta contra la prevista subida del impuesto a la gasolina y el diésel en Francia, informó el ministro del Interior, Christophe Castaner, en la televisión estatal, junto con el prefecto local.

La mujer entró en pánico delante de una valla de la Policía y atropelló a una manifestante, que más tarde murió, en la ciudad de Pont-de-Beauvoisin, al norte de Grenoble, en el sureste del país, indicó el ministro.

Según el prefecto, algunos de los 40 participantes en el bloqueo de la calle comenzaron a golpear el automóvil de la mujer, que se puso nerviosa y aceleró.

El movimiento de protesta denominado ‘gilets jaunes’ (chalecos amarillos), que al parecer no tiene afiliación política, está protestando por los precios del combustible. En la foto, manifestantes usan chalecos amarillos, como símbolo de la protesta del conductor francés contra los altos precios del combustible, se paran cerca de una estación de servicio bloqueando las carreteras como parte de una protesta nacional este 17 de noviembre de 2018. Foto: EFE

En otros lugares de Francia se produjeron también incidentes que dejaron al menos 47 heridos, tres de ellos graves. Se registraron varios incidentes cuando automovilistas intentaron maniobrar sus coches por calles bloqueadas. La Policía arrestó a 24 personas, de las que 17 fueron llevadas detenidas a la comisaría.

El movimiento “Gilets Jaunes” (chalecos amarillos), que actúa en las redes sociales y aparentemente descentralizado y sin líderes, convocó hoy protestas por la prevista subida del impuesto a los combustibles que planea el Gobierno de Emmanuel Macron. El grupo llamó a la población a salir a la calle y bloquear carreteras, cruces y puestos de peaje llevando los chalecos amarillos que se utilizan para dar visibilidad a los conductores que se bajan de sus vehículos en la carretera.

También se esperan “operaciones de caracol”, que consisten en ralentizar el tráfico en carreteras o autopistas conduciendo a escasa velocidad. Castaner informó que en todo el país unas 124 000 personas participaron en unas 2 000 acciones de protesta.

Los medios aseguraron que muy pocas fueron comunicadas oficialmente a las autoridades. Las autoridades dispusieron un despliegue de seguridad adicional de unos 3 000 efectivos, informó la emisora BFMTV citando a fuentes de la Policía.

El Gobierno tuvo una reacción encontrada. Mientras que el primer ministro, Edouard Philippe, anunció incentivos y ayudas a motoristas, incluida una subvención de 4 000 euros (USD 4 560) para las familias más pobres para reemplazar vehículos poco eficientes, Castaner lanzó una advertencia a los manifestantes el pasado martes.

“Intervendremos allí donde haya un bloqueo y por ende, un riesgo para las operaciones de seguridad y la libre circulación”, dijo a la emisora BFMTV.

Philippe descartó además cambios en los planes del Gobierno de subir los impuestos en cuatro céntimos el litro de gasolina y siete céntimos el de diésel. Una petición online de la plataforma “change.org” para frenarlo recibió 800 000 firmas.

Algunos seguidores de Macron acusaron a la ultraderechista Marine Le Pen de impulsar la protesta, a la que dos grandes sindicatos se negaron a unirse, alegando ese motivo. Pero otras figuras de la oposición del centro-derecha y de la izquierda sí que las han respaldado.

En Facebook, numerosas personas anunciaron su participación en la protesta, que cuenta con un importante respaldo social: según una encuesta para la emisora France, casi tres cuartas partes de la población la apoyan.

Suplementos digitales