‘¿Están para cuidar a los ciudadanos o a los d…
Audiencia de juicio a Leonidas Iza tendrá vigilia de…
Dos cuerpos calcinados fueron encontrados en vía de Quevedo
Diego Ordóñez: ‘La protesta social gratificó a…
Pico y placa vuelve a Quito desde este lunes 4 de julio
Un vehículo volcado en la av. Interoceánica deja heridos
AMT aumenta turnos para la revisión técnica vehicula…
77 personas permanecían retenidas en sótano de igles…

Juan Manuel Santos viaja a Ituango para supervisar la crisis en hidroeléctrica

Las autoridades colombianas ordenaron hoy la evacuación de los municipios de Valdivia, Tarazá y Cáceres, en el noroeste del país y cercanos al proyecto hidroeléctrico Ituango, por la posible creciente súbita del río Cauca que amenaza con arrasar sus vivie

Las autoridades colombianas ordenaron hoy la evacuación de los municipios de Valdivia, Tarazá y Cáceres, en el noroeste del país y cercanos al proyecto hidroeléctrico Ituango, por la posible creciente súbita del río Cauca que amenaza con arrasar sus vivie

Las autoridades colombianas ordenaron hoy la evacuación de los municipios de Valdivia, Tarazá y Cáceres, en el noroeste del país y cercanos al proyecto hidroeléctrico Ituango, por la posible creciente súbita del río Cauca que amenaza con arrasar sus viviendas. Foto: EFE

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, viajará hoy, martes 22 de mayo del 2018, a Ituango (noroeste) para supervisar de primera mano la crisis que se vive en una central hidroeléctrica en construcción que ha obligado a evacuar a 25 234 ante el temor a una posible creciente del río Cauca que arrase sus casas.

La Presidencia informó que Santos acudirá a la zona, si bien no facilitó detalles acerca de su agenda en Ituango, ubicado en el departamento de Antioquia.

En la hidroeléctrica, que se construye desde hace ocho años en el municipio de Ituango, a poco más de 100 kilómetros al norte de Medellín, se presentó el domingo un nuevo incidente en la casa de máquinas por las obstrucción en dos túneles, lo que afectó el caudal del río y encendió las alarmas.

El grupo Empresas Públicas de Medellín (EPM), responsable del proyecto hidroeléctrico, avanzó considerablemente en la construcción del muro de contención en la presa y quedó a dos metros de alcanzar la cota de 410 metros, que permitirá elevar el nivel de seguridad de las comunidades río abajo y «obligar a las aguas a fluir por el vertedero».

La emergencia inició en la madrugada del pasado 7 de mayo cuando se produjo un derrumbe en la zona en la que se construye la central eléctrica, lo que ocasionó «un taponamiento total en el túnel» que desvía el río durante las obras.