Con agua contaminada se riegan 7 500 hectáreas de cultivos
Los negocios y el temor conviven con dos cárceles en Quito
En Ecuador también hay voces que imploran por la eutanasia
Pérdidas millonarias en importaciones ficticias
Guillermo Lasso se apoya en siete consejeros
Guayaquil le brindó un fugaz adiós a Álex Quiñónez, …
China aprueba ley para reducir la presión de las tar…
Rusia se encierra ante máximos históricos de covid-19

Jefe vudú pide detener los linchamientos

El jefe de la religión vudú de Haití instó anteanoche a las autoridades a detener los linchamientos de sacerdotes vudú por personas que los culpan de causar la epidemia de cólera que azota al país.

Desde que la epidemia comenzó a mediados de octubre, al menos 45 sacerdotes y sacerdotisas vudú, conocidos respectivamente como ‘houngan’ y ‘manbo’, han muerto en ataques. Muchas de las víctimas fueron asesinadas a machetazos, dijo Max Beauvoir, el ‘Ati’ o líder supremo del vudú haitiano. “Ellos son culpados de usar el vudú para contaminar personas con el cólera”, declaró.

Los asesinos acusaron a los sacerdotes vudú de extender el cólera lanzando “maleficios”, dijo. Y se quejó de que la Policía local y funcionarios de Gobierno no están haciendo lo suficiente para detener los linchamientos y castigar a los asesinos.

El vudú es protegido por la Constitución como una de las principales religiones de Haití.

La mayoría de los linchamientos ocurrieron en el suroeste de Haití. Desde que emergió en regiones centrales en octubre, la epidemia de cólera ha golpeado con fuerza a la población pobre, todavía traumatizada por el terremoto de enero.

La enfermedad ha dejado más de 2 500 muertos y ha afectado a todas las 10 provincias del país.

Mientras, un segundo avión fletado por el Gobierno francés con 87 niños haitianos en proceso de adopción llegaba ayer a París procedente de Puerto Príncipe.

Suplementos digitales