Centros comerciales de Quito registran fuerte movimi…
Muere alias 'El Pirata', jefe de grupo delictivo del…
EE.UU. autoriza a Chevron a reanudar sus operaciones…
Gobierno y oposición venezolana firman acuerdo para …
Guayaquil registra animada jornada de compras por Bl…
Actividad de volcán Cotopaxi se mantiene; autoridade…
Una fiesta de colores en el Desfile de la Confratern…
Se levanta el paro en Bolivia luego de 36 días de ap…

Colombia detuvo a fiscal investigada por favorecer a paramilitares

Las autoridades colombianas capturaron a una fiscal quien presuntamente beneficiaba jurídicamente a paramilitares desmovilizados que se habían acogido a la ley de Justicia y Paz, informó la Fiscalía este sábado 10 de junio del 2017.

“Fiscal Delegada ante el Tribunal capturada al parecer beneficiaba ilegalmente situación jurídica de postulados en proceso Justicia y Paz”, dijo la Fiscalía en Twitter.

La funcionaria fue identificada como Hilda Jeaneth Niño, quien fue detenida junto con su pareja y tres personas más.

Según las investigaciones Niño habría favorecido el ocultamiento de bienes, disminución de delitos, presuntamente a cambio de millonarios pagos.

Según la Fiscalía la funcionaria detenida y su compañero sentimental “adquirieron una casa en Estados Unidos por un valor de 490 000 dólares”.

La Fiscal coordinó los procesos en el marco de la Ley de Justicia y paz, contra integrantes del desmovilizado Bloque Vencedores de Arauca, entre quienes se encuentra Orlando Villa Zapata, recluido en la cárcel La Picota de Bogotá.

Las autoridades le imputarán a los cinco capturados los delitos de cohecho propio, peculado por apropiación, uso y tráfico de influencias y fraude procesal.

Villa Zapata, se vinculó a las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) en 1999, fue el segundo comandante del Bloque Vencedores de Arauca y se desmovilizó junto con 548 integrantes de esa organización el 23 de diciembre de 2005.

Los grupos paramilitares en Colombia surgieron en la década de 1980 para combatir a las guerrillas de izquierda y fueron desmovilizados a instancias del gobierno de Álvaro Uribe entre 2003 y 2006.

Colombia vive un conflicto armado que durante medio siglo ha enfrentado a guerrillas, paramilitares y agentes estatales, con saldo de 260 000 muertos, 60 000 desaparecidos y 7,1 millones de desplazados.