Siete armados ingresaron a un hospital de Chone y to…
Manifestaciones en China por política Covid Cero
El Cyber Monday en locales es la oportunidad para in…
Aucas participó en el desfile de la Confraternidad d…
Fiscalía allana hospital Teófilo Dávila de Machala p…
Disputa entre vocales censurados y Asamblea se aviva…
Pareja de montañistas queda herida por caída en el v…
117 aspirantes a la Contraloría se postulan en medio…

52 muertos en jornada de protestas contra el golpe en Birmania

Policías se mantienen en una calle durante manifestaciones contra el golpe de Estado, en Rangún, Myanmar, el 3 de marzo de 2021. Foto: Reuters

Policías se mantienen en una calle durante manifestaciones contra el golpe de Estado, en Rangún, Myanmar, el 3 de marzo de 2021. Foto: Reuters

Policías se mantienen en una calle durante manifestaciones contra el golpe de Estado, en Rangún, Myanmar, el 3 de marzo de 2021. Foto: Reuters

52 personas murieron el miércoles 3 de marzo de 2021 en Myanmar cuando el ejército sofocó protestas en varios pueblos y ciudades, dijo Naciones Unidas, en el que ha sido el día más violento desde que estallaron las primeras manifestaciones contra el golpe militar del mes pasado.

La policía y los soldados abrieron fuego con balas sin previo aviso, dijeron testigos.

El derramamiento de sangre se produjo un día después de que los países vecinos pidieron moderación tras el derrocamiento por parte de los militares del gobierno electo de Aung San Suu Kyi.

"Es horrible, es una masacre. No hay palabras para describir la situación y nuestros sentimientos", dijo a Reuters el activista juvenil Thinzar Shunlei Yi a través de una aplicación de mensajería.

Entre los muertos había cuatro niños, dijo una agencia de ayuda. Cientos de manifestantes fueron arrestados, informaron los medios locales.

"Hoy fue el día más sangriento desde que ocurrió el golpe el 1 de febrero. Tuvimos hoy, solo hoy, 38 personas muertas. Ahora tenemos más de 50 personas que murieron desde que comenzó el golpe, y muchas heridas", dijo en Nueva York la enviada especial de Naciones para Myanmar, Christine Schraner Burgener.

Un portavoz de la junta militar gobernante no respondió pedidos telefónicos de comentarios.

Schraner Burgener dijo que en conversaciones con el subjefe militar de Myanmar, Soe Win, ella le había advertido que era probable que el ejército enfrentara fuertes medidas de algunos países y aislamiento en represalia por el golpe.

"La respuesta fue: 'Estamos acostumbrados a las sanciones y sobrevivimos'", dijo a periodistas en Nueva York. "Cuando también advertí que se aislarían, la respuesta fue: 'Tenemos que aprender a caminar con pocos amigos'".

El Consejo de Seguridad de la ONU debatirá la situación el viernes en una reunión a puerta cerrada, dijeron diplomáticos.

En Rangún, testigos dijeron que al menos ocho personas murieron, siete de ellas cuando las fuerzas de seguridad abrieron fuego en un vecindario en el norte de la ciudad a primera hora de la noche.

"Escuché muchos disparos continuos. Me tiré al suelo, dispararon mucho", dijo a Reuters el manifestante Kaung Pyae Sone Tun, de 23 años.

En Washington, el portavoz del Departamento de Estado de Estados Unidos, Ned Price, dijo que Estados Unidos estaba "consternado" por el aumento de la violencia.

El gobierno del presidente Joe Biden estaba evaluando medidas "apropiadas" para responder y cualquier acción estaría dirigida contra el ejército de Myanmar, agregó.