18 de junio de 2020 14:17

Estas son las medidas del protocolo de bioseguridad que aplican las aerolíneas al interior de los aviones en Ecuador

Las aerolíneas definieron un protocolo con medidas de bioseguridad para minimizar el riesgo de contagio del covid-19, en el interior de los aviones. Foto: Reuters

Las aerolíneas definieron un protocolo con medidas de bioseguridad para minimizar el riesgo de contagio del covid-19, en el interior de los aviones. Foto: Reuters

valore
Descrición
Indignado 10
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 5
Pedro Maldonado
(I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Los vuelos internos en el país se reactivaron el pasado 1 de junio del 2020. Y la ruta de mayor demanda en Ecuador, entre Quito y Guayaquil, se reanudó el 15 de ese mes. Para garantizar la seguridad y la tranquilidad de los pasajeros las aerolíneas cuentan con protocolos de seguridad antes, durante y después del vuelo.

En el país un vuelo entre Quito y Guayaquil toma de 30 a 35 minutos. Un tiempo similar es entre la capital ecuatoriana y Cuenca, por citar dos ejemplos. En ese tiempo es obligatorio el cumplimiento de algunas medidas de bioseguridad para prevenir la propagación del covid-19.

Los pasajeros y la tripulación deben usar mascarilla o tapaboca durante todo el vuelo. Los tripulantes además deberán llevar guantes. durante el trayecto se mantendrá el distanciamiento social entre la tripulación y los viajeros.


¿Qué pasa con el distanciamiento en la cabina?

Un tema que inquieta a los usuarios de este servicio es el distanciamiento entre pasajeros al interior de los aviones. En redes sociales se han visto fotos y videos de personas sentadas unas al lado de otras.

Una de las personas que comentó el tema fue Tere Menéndez en su cuenta de Twitter. Ella detalló que antes de abordar un vuelo entre Quito y Guayaquil, el miércoles 17 de junio del 2020, se mantuvo el distanciamiento, pero que una vez adentro de la aeronave el vuelo estaba al máximo de su capacidad. “La azafata me indicó que todos los asientos estaban ocupados y que no me preocupara, que habían tomado todas las medidas de bioseguridad”.

Infografía: EL COMERCIO

Los expertos dicen que no se puede disponer de asientos libres. Marco Subía, vocero de la Asociación de Representantes de Líneas Aéreas en el Ecuador (Arlae), comenta si se dejaran asientos libres la ocupación bajaría a cerca de un 30%, lo que afectaría a los ingresos de las aerolíneas.

El vocero de Arlae añade que para garantizar la seguridad las medidas que adoptan las aerolíneas incluyen desinfecciones profundas al interior de los aviones, antes y al final de cada vuelo. Además, hace hincapié en que los filtros de aire que usa cada aeronave capturan más del 99% de partículas.

En este contexto, el Ministerio de Transporte dispuso que desde el viernes 19 de junio los pasajeros de vuelos nacionales deberán contar con una prueba de covid-19 con resultado negativo, realizada máximo 72 horas antes del viaje. El documento deberá ser certificado por el Ministerio de Salud. Para Subía esto afectará el proceso de reactivación de los vuelos internos porque los costos de los exámenes los asumirá el pasajero.

Para Nicolás Larenas, máster en Gestión y Dirección Aeroportuaria y Aeronáutica, lo vivido por Menéndez y los ajustes que se están dando son parte de a nueva realidad, en este caso del transporte aéreo.

Según Larenas, la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA) no recomienda restringir el uso de asientos para crear distanciamiento social a bordo de un avión. “La evidencia, aunque limitada, sugiere que el riesgo de transmisión de virus a bordo de un avión es bajo, incluso sin medidas especiales”.

IATA publicó en mayo pasado una lista con los protocolos para la reanudación de vuelos en medio de la pandemia del covid-19. Allí no se habla de asientos libres.

El organismo añade que durante el vuelo el Servicio de cabina se simplifica y los productos de 'cáterin' deben estar preenvasados para reducir la interacción entre pasajeros y tripulación. También dice que está prohibido hacer cola delante de los baños.

IATA explicó que las medidas buscan generar confianza en los gobiernos para que permitan la apertura de las fronteras a los viajes aéreos y también en los pasajeros que quieren volver a volar.

“No existe una única medida que pueda reducir por sí misma el riesgo y garantizar una reanudación segura de los vuelos; pero con un conjunto de medidas globales y reconocidas mutuamente sí podemos conseguirlo. Esta es la mayor crisis de la historia de la aviación”, dijo en un comunicado Alexandre de Juniac, director General y CEO de IATA.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (2)
No (0)