6 de abril de 2021 21:43

Lenín Moreno aseveró que una mujer no sufre de hambre porque ‘se le ve bastante gordita’; luego se disculpó

valore
Descrición
Indignado 111
Triste 1
Indiferente 3
Sorprendido 1
Contento 9
Yadira Trujillo
(I)

El presidente de la República, Lenín Moreno, relató este martes 6 de abril del 2021 en cadena nacional que le dijo a una mujer que no es posible que sufra hambre, ya que se le ve “gordita”.

“El otro día vi a una señora bastante llenita en carnes como se suele decir, bastante gordita, yo iba con la ventana abierta y la señora me dijo: 'Presidente, tenemos hambre'. Le dije, usted no señora, usted no, a usted se le ve bastante gordita. ¿Hambre, los ecuatorianos? No”.

Esto, según Moreno, se debe a varias razones. “En primer lugar porque han tenido un gobierno responsable. No decimos que no haya habido necesidades, pero hambre no ha habido”, sostuvo el mandatario.

En la noche de este martes 6 a las 19:12, por su cuenta de Twitter el Presidente dijo que “siempre he respetado a la mujer y el ejercicio pleno de sus derechos. Expreso mis sinceras disculpas por la ofensa inintencional hacia una mujer, en mi alocución sobre la política contra el hambre que impulsamos durante los momentos más duros”.


Según Moreno, el país no ha sufrido hambre durante la emergencia sanitaria, además, "gracias a la solidaridad extraordinaria de los ecuatorianos con sus familiares, que ha permitido que se redistribuya el ingreso de las familias y nadie pase hambre. Nadie ha pasado hambre en esta pandemia”.

El Presidente recordó que se asumió una deuda para sobrellevar la pandemia por covid-19 y atender, principalmente, a los sectores sociales desposeídos, con la entrega de bonos a un millón y medio de familias, más de 70 millones de raciones alimenticias para niños y más de cuatro millones de canastas alimenticias para adultos.

En noviembre del 2020, Unicef advirtió sobre algunas consecuencias de la pandemia. Entre otras, señaló, por la falta de ingresos, los hogares en situación de extrema pobreza apenas pueden cubrir el 29% del costo de la canasta básica y 2,3 millones de personas podrían enfrentar inseguridad alimentaria.

Durante la cadena, el Presidente además reconoció que todavía hay cadáveres de personas fallecidas que no han sido identificados, principalmente en Guayaquil, durante los meses más complejos de la pandemia para esa ciudad.

“Los ciudadanos, ante el temor de contagiarse con los cadáveres, y entiendo que porque estos empezaban ya el proceso de putrefacción, más aún en la Costa, en Guayaquil, empezaron a botar los cadáveres a la calle. Imposible identificarlos de esa forma. A veces la misma gente que botó los cadáveres en la calle es la que reclama que el Gobierno no puede identificarlos todavía. No los culpo, estaban llenos de temor”.

Frente a la catástrofe que vivió Guayaquil, Moreno señaló que desde la Presidencia se dispuso que no se enterrara los cuerpos en fosas comunes y que cada ciudadano tuviera una sepultura digna. “Eso se hizo en un gran cementerio que se creó para el efecto y el cual tuvo su primer aniversario la semana pasada”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (11)
No (33)