19 de August de 2009 00:00

Jorge Albán es un concejal de línea verde

valore
Descrición
Indignado 2
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN



Redacción Quito

Las preocupaciones sociales y la búsqueda de un cambio fueron los ideales que impulsaron a Jorge Albán a enrolarse en la política.

Este concejal de Alianza País ocupa el cargo de Vicealcalde en el Municipio de Quito y es la mano derecha de Augusto Barrera. El actual Burgomaestre fue su compañero en el movimiento político del actual Gobierno nacional,  desde 2004.

Los vínculos que unen a Albán con la política vienen desde su niñez. Sus padres, Ernesto y Chavica Gómez, ambos actores, estuvieron relacionados en un ambiente político y cultural. Albán recuerda haber visto cientos de veces a su padre realizando obras críticas a varios gobiernos. “Mis siete hermanos y yo siempre nos mantuvimos informados de la política, era parte de nuestras reuniones familiares”.

Hoja de vida
Jorge Albán
Estudió Antropología y Filosofía en la U. Católica del Ecuador. Realizó estudios es Desarrollo, Salud y Ambiente en el Centro de Planificación y Estudios Sociales, Ceplaes.
Ha desempeñado cargos públicos. Fue subsecretario de Protección Ambiental del Ministerio de Energía y Minas en 1998 y viceministro (e)  en 2007. Ha realizado 16 publicaciones sobre medioambiente.

Su niñez -dice- fue bonita y le trae recuerdos agradables. Siempre acompañó a su padre en los recorridos por las tablas de distintas provincias. De allí también nació su interés por relacionarse con la gente.

Además,  en esos caminos  constató directamente las necesidades que hasta ahora tienen, según él,  algunos pueblos.  Desde sus inicios participó en luchas sociales y de derechos humanos y ambientales.

Estudió Antropología  en la Universidad Católica y fue Presidente de su facultad en 1976. Allí conoció a Teodoro Bustamante, ahora coordinador del programa de estudios Socioambientales  en la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso). Para Bustamante, trabajar con Albán fue una gran experiencia. Aunque no son coidearios, el  catedrático dice que “uno de los temas que sí compartíamos  era la equidad”.

Aunque muchas  veces –señala- su forma de buscar soluciones iba más allá de lo convencional. “Yo respeto su forma de pensar y lo admiro por ser una persona que sabe a dónde quiere llegar”. Bustamante destaca la capacidad de liderazgo que Albán tuvo desde las aulas de clase y su aforo para relacionarse con la gente. Además,  añade que es una persona con quien se puede conversar de todo. “Es culto y existencialista, con él siempre se encuentra un tema de conversación interesante”.

Después de la universidad, Albán participó en la formación del Partido de la Liberación del Pueblo, del cual fue dirigente hasta 1984.

Más tarde se dedicó a la lucha social, pero fuera de organismos políticos hasta 2004 cuando ingresó a Alianza País. También desempeñó cargos públicos relacionados con el ambiente. Así, fue subsecretario de Protección Ambiental en el Ministerio de Energía y Minas y Viceministro encargado en 2007.

Durante los años en que se desvinculó de los partidos, conoció a  Jorge Jurado, quien actualmente ocupa el cargo de secretario nacional del Agua. Según él,  la visión profunda de Albán sobre la problemática de la realidad nacional lo ha llevado a desempeñar funciones de mucha responsabilidad. Adicionalmente –sigue Jurado- conoce de temas ambientales por su experiencia en organizaciones medioambientales.

Ambos participaron en asambleas para buscar soluciones a los problemas sociales desde inicios de los noventa. “Él está convencido de las necesidades reales de la sociedad y conoce bien sobre recursos naturales. Eso lo hace muy capaz para ejercer un puesto integral en la Alcaldía”.

Su vocación por lo social y su función en  cargos públicos no lo alejaron de su vida familiar. Albán está casado con Toa Quirola desde hace 35 años y tiene tres hijas, Catalina de 32 años, Cristina  de 31 y Alegría de 22.

Cristina, quien es secretaria particular de Augusto Barrera,  cuenta que las reuniones políticas que se hacían en su casa, en el sector de San Juan, donde vivían los padres del Vicealcalde, siempre estaban llenas de gente.

También dice que a pesar de que ejercía puestos en ministerios y realizaba consultorías, nunca descuidó su entorno familiar. “Mi papá es una persona muy tradicional, es muy religioso y apegado a la familia”. Sus familiares y amigos coinciden en que es una persona divertida y apasionada a la hora de realizar su trabajo.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)