9 de marzo de 2019 10:00

Islandia y Laos, los mejores países para trabajar para las mujeres

Los países de Islandia y Laos son los mejores para las mujeres.  Foto: AFP

Los países de Islandia y Laos son los mejores para las mujeres. Foto: AFP

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 3
Sorprendido 1
Contento 3
Diana Serrano y Patricia González(I)

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

El Informe Global sobre Brechas de Género 2018 del Foro Económico Mundial evalúa el progreso de los países en cuatro dimensiones: participación y oportunidad económica, logro educativo, salud y supervivencia, y empoderamiento político.

Islandia lideró el ranking general de Brecha de Género, por tener la diferencia más pequeña. Esa nación fue la primera donde -por ley- se obligó a las compañías a pagar de forma equitativa a hombres y mujeres, desde el año pasado.

Sin embargo, Laos fue el país con mejores calificaciones en cuanto a participación económica y oportunidades para las mujeres (0.915 de 1).

Mujeres alcanzan cargos directivos en Multinacionales

Panamá se ubica en el puesto 45 del ranking. Hace 22 años, Virginia Matos se postuló a un cargo en la filial de Nestlé en Panamá, su país natal. Fue seleccionada, pero rechazó la propuesta al enterarse que estaba embaraza de trillizos. Tres años después, en 1999, la multinacional la contacta nuevamente para el área de Culinarios. Fue el inicio de una larga trayectoria en la firma suiza de consumo masivo.

En este departamento laboró por ocho años y fue ascendiendo hasta ocupar la Gerencia de Negocios. Luego fue trasladada a Guatemala como gerente general de la compañía en el país centroamericano. Lo recuerda como una experiencia laboral compleja por ser una cultura en la que, según su percepción, predominan los hombres en cargos directivos. De hecho, fue la primera vez que una mujer estuvo al frente de Nestlé Guatemala.

Estar enfocada en los objetivos y ganarse al equipo mediante la cercanía fueron parte de las estrategias que aplicó como líder. Luego de desempeñarse en otras posiciones en Nestlé Panamá y en la sede principal, en Suiza, en julio del 2017, Virginia Matos asume la Presidencia Ejecutiva de Nestlé Ecuador.

En el país, también se convirtió en la primera mujer que lidera la multinacional. Hasta entonces, esta posición había sido ocupada por hombres y, en su mayoría, europeos. Comenta que en Ecuador se ha encontrado con una apertura en relación a la equidad de género.

Dentro de la empresa filial, en la Directiva y cargos gerenciales, la presencia de las mujeres es casi igualitaria en relación a la de los hombres. No obstante, en áreas operativas, es cercano a un 30%. Matos reconoce que en estos espacios hay un trabajo por hacer.

Como madre de trillizos, enfatiza que “la familia es lo primero”. Parte de su estrategia, para lograr ese equilibrio entre trabajo y hogar, fue nunca perderse los momentos familiares importantes y al menos dos días por semana salir puntual de la oficina. Además, considera fundamental el apoyo que ha recibido por parte de su esposo en estos años, quien adaptó su profesión a los movimientos de país que exigía el trabajo de Virginia.

La brecha tardará en cerrarse

Aunque en términos generales los países registran avances para reducir las brechas salariales o mejorar la representación política de las mujeres, se estima que la brecha global de género tardará más de 200 años en cerrarse, lo cual es preocupante.

Sin embargo, la brecha en la política se está cerrando más rápidamente.
Si bien la paridad política podría lograrse en 107 años , las proyecciones para el empoderamiento económico, desde los salarios hasta el control financiero sobre los activos, es de 202 años.

Ecuador se ubica en el puesto 41 en el ranking de brechas

En ese reporte Ecuador se ubicó el año pasado en el puesto 41 entre 149 países. Y de las cuatro dimensiones analizadas, la mejor ubicación la obtuvo en empoderamiento político (puesto 35); la peor fue en participación y oportunidad económica (82).

Las mujeres ecuatorianas tienen menor acceso a cargos de alta dirección y reciben salarios menores en un 40% en estos puestos, según una evaluación realizada por la consultora Adecco, entre el 2017 y el 2018.

En otro tipo de trabajos la brecha salarial en el 2018 fue del 18% entre hombres y mujeres, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC). En áreas como Jefaturas de Operaciones y Producción, la diferencia salarial es de 8%, afirma Adecco.

Viviana Rodríguez, gerente de la División Professional de la consultora, explica que las mujeres aún tienen limitaciones para su desarrollo académico y crecimiento profesional, incluso, son ellas mismas quienes “dan un paso atrás y abandonan o rechazan un alto cargo para procurar mantener el llamado equilibrio entre su vida familiar y profesional”.

El estudio Mujeres Ejecutivas 2019 de Deloitte Ecuador señala que la ocupación de mujeres en el cargo de presidencia pasó del 13% al 9%, en el último año. También hubo un decrecimiento en la vicepresidencia, que este año es del 7% y en el 2018 fue de 12%.

Los cargos que tuvieron un aumento en la ocupación de mujeres fueron los de accionistas y de gerencia general, con 29% y 31%, respectivamente.

Por su parte, el estudio de Adecco evidencia que en mandos medios y ejecutivos las cifras empiezan a equilibrarse para las mujeres, tanto en el acceso a plazas de trabajo, como en la remuneración.

Según estudios que realiza la firma en el marco de la campaña #TalentoSinEtiquetas, más de la mitad de personas en América Latina estima que la maternidad y los estereotipos son los factores que más influyen en el desarrollo profesional de la mujer.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (7)
No (2)