28 de octubre de 2020 18:56

El ingreso al cementerio de Tulcán será de acuerdo con el último dígito de cédula del visitante

El cementerio municipal José María Azael Franco, de Tulcán, estará abierto en los cuatro días del próximo feriado. El horario de 07:00 a 18:00. Foto: EL COMERCIO

El cementerio municipal José María Azael Franco, de Tulcán, estará abierto en los cuatro días del próximo feriado. El horario de 07:00 a 18:00. Foto: EL COMERCIO

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
José Luis Rosales

En el cementerio municipal José María Azael Franco, de Tulcán, en la provincia del Carchi, se coordina con la Intendencia de Policía y Comisaría Municipal para controlar el ingreso de visitantes, durante el feriado por del Día de Difuntos e Independencia de Cuenca, desde el 31 de octubre al 3 de noviembre del 2020.

Los camposantos de Montúfar, Espejo, Huaca, Bolívar y Mira, de esta provincia fronteriza con Colombia, estarán cerrados durante el asueto, para evitar aglomeraciones por el covid-19.

Según Geovanna Polo, directora de Gestión Ambiental y Riesgos del Municipio de Tulcán, para la reapertura del panteón de Tulcán, que se hizo el 20 de octubre del 2020, se cumplió un proceso de preparación, que incluyó el establecimiento de un protocolo de bioseguridad aprobado por el COE cantonal.

También se solicita a las personas que adelanten su ingreso a este camposanto antes del feriado, para evitar acumulaciones. Por eso, además en los cuatro días de descanso obligatorio el ingreso al cementerio será de acuerdo con el último dígito de cédula del visitante. El sábado 31 de octubre y lunes 2 de noviembre podrán ingresar las personas que tienen los números pares y el comingo 1 y martes 3 de noviembre los impares.

La Policía Municipal controlará el uso obligatorio de mascarilla y la capacidad de aforo. La Policía Nacional, en cambio, instalará un cerco en los alrededores del camposanto para mantener el orden y distanciamiento social.

Unas 700 personas, entre fotógrafos, albañiles, artesanos y vendedores de flores, entre otros, dependen del funcionamiento de este cementerio patrimonial, famoso por sus esculturas en ciprés.

En el cantón Montúfar, desde el inicio de la emergencia sanitaria, están suspendidas las visitas en el cementerio y los camposantos de las parroquias. Solo se abren en caso de sepelios.

El COE de Montúfar igualmente no autorizó la apertura durante el asueto de ferias en la urbe. Una de ellas es la del Pan y la Colada Morada, que estaba prevista para el 2 de noviembre. El alcalde de Montúfar, Andrés Ponce, señala que buscan precautelar la salud de los vecinos y evitar la propagación del coronavirus.

En Huaca, el COE cantonal resolvió que las ceremonias religiosas por el Día de los Difuntos no se realicen de manera presencial. El camposanto de esta jurisdicción no abrirá del 30 de octubre al 3 de noviembre.  

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (31)