Reunión con el FMI, para ajustar metas y definir desembolsos
El 50% de proyectos de ley tiene impacto en el presupuesto
Más cajeros son atacados; se rastrea a bandas extranjeras
Aumentan los casos de variante Delta en Cuenca y en Azogues
Roque Sevilla: ‘Habrá un crecimiento en el turismo p…
El conflicto legal por la Alcaldía de Quito tiene ci…
El coronavirus limitó el acceso a la salud sexual y …
Hernán Orbea: ‘Hay el pretexto de no entender los esfuerzos’

La segunda implosión en Portoviejo será el domingo 7 de agosto

En las calles 9 Octubre y Rocafuerte Morales está ubicado el edifico de la Mutualista del Pichincha el cual será demolido con implosión. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

En las calles 9 Octubre y Rocafuerte Morales está ubicado el edifico de la Mutualista del Pichincha el cual será demolido con implosión. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

En las calles 9 Octubre y Rocafuerte Morales está ubicado el edifico de la Mutualista del Pichincha el cual será demolido con implosión. Foto: Mario Faustos / EL COMERCIO

La implosión del edificio del Centro Médico del Pacífico, conocido como Mutualista Pichincha, en el centro de Portoviejo, se afectuará a las 15:00 del próximo domingo 7 de agosto.

Así lo determinó la mañana de este miércoles 3 de agosto el COE provincial, en una reunión sostenida en la Gobernación de la Provincia con varias instituciones públicas.

El gobernador encargado, Xavier Santos, afirmó que se tomó la decisión de no realizar la implosión entre semana porque es “más compleja” que la que se realizó el viernes pasado.

“El Centro Comercial Portoviejo estuvo en la zona cero, en una zona despejada con vías cerradas. En cambio, el edificio en el que funcionaba la Mutualista Pichincha está en vías abiertas, cerca de comercios y una iglesia”, afirmó Santos.

La autoridad añadió que hasta este viernes la empresa encargada de las implosiones, el Grupo Tragsa, realizará un censo en las zonas aledañas a la edificación que resultó afectada tras el terremoto del pasado 16 de abril. El objetivo es constatar el estado de los inmuebles vecinos.

Uno de los representantes de Tragsa aseguró que el domingo se aplicará la técnica de voladura controlada, con la metodología de “fulminación direccionada”.

Con esto se espera que el edificio caiga en forma horizontal y sus escombros queden hacia la esquina de las calles 9 de Octubre y Rocafuerte.

Luego de la implosión, que se prevé dure 3 segundos, Tragsa valorará los inmuebles aledaños para constatar si ocurrieron afectaciones.

Para ello, la empresa presentó una garantía de un millón de dólares por daños a terceros, ante cualquier eventualidad.
Se prevé que el próximo martes el COE provincial se reúna para definir la fecha de la tercera implosión.