26 de August de 2009 00:00

Hidalgo habló del diario de Reyes

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0

LEA TAMBIÉN

LEA TAMBIÉN

Redacción Judicial
judicial@elcomercio.com

El teniente coronel del Ejército  José Hidalgo llegó ayer a la Fiscalía  para dar más detalles del hallazgo del supuesto cuaderno del abatido jefe de las FARC, Raúl Reyes.
 
Fue citado por Carlos Jiménez, fiscal de Sucumbíos, para que rindiera su versión  dentro de dos casos que  investiga.   Uno por las 26  muertes ocurridas en el ataque colombiano a Angostura y el otro por los presuntos nexos de funcionarios del Gobierno con la guerrilla del vecino del norte.  

Hidalgo dijo ayer que  encontró el supuesto  manuscrito de Reyes en una base que los subversivos  levantaron  en Tasé, Sucumbíos.
En ese lugar, los soldados  ecuatorianos casi se enfrentaron con un grupo de guerrilleros.
Hidalgo, entonces comandante del Batallón Putumayo 55, recibió las pruebas que los soldados  encontraron  en ese campamento.
Entre ellas, estaba el  diario del abatido jefe de las  FARC.

En ese documento, que fue difundido en el libro ‘El Juego del Camaleón, los secretos de Angostura',  de Arturo Torres, se puede verificar que la persona que lo escribió realizó un análisis de la  política ecuatoriana a finales de 2006.
  
Por ejemplo, en el documento se escribió con fecha  15 de octubre de ese año:   “En Ecuador el fraude está en marcha. Hoy poco importa si los gobiernos son democráticos o no. Lo que importa es que sean autoritarios (entiéndase pro norteamericano)”.

Asimismo, se hizo una   evaluación del grupo que rodeaba al entonces candidato  Rafael  Correa y los posibles ministros de Estado: Alberto Acosta, Gustavo Larrea, Ricardo Patiño, Jeanneth Sánchez, Fander Falconí... 
 
Inteligencia Militar analizó el documento e incluso hizo un estudio grafológico para describir un perfil detallado del autor que, según los especialistas, era compatible con el perfil de Reyes.
 
Según el estudio, la posición de la letra muestra signos de autocontrol e inteligencia espacial. “La  inclinación regulada a la derecha habla de una persona en la cual prevalece el cerebro sobre el corazón”. La letra de este diario tiene similitudes con el diario que el ministro de Gobierno, Gustavo Jalkh, presentó a la Fiscalía.

Ayer, Hidalgo sostuvo  que ese cuaderno lo entregó inmediatamente al entonces jefe  de la IV División Amazonas,  general  Jorge Peña, quien  ahora trabaja como  subsecretario   del Ministerio de Defensa Nacional.
 
“Yo no sé por qué  no informó a las autoridades competentes que  tenía el documento desde el 4 de abril de 2007”, comentó el abogado de Hidalgo, Ángel Portilla.

En  mayo de 2007, el  oficial afrontó un  juicio penal militar, pero fue absuelto . Hidalgo fue  acusado de supuestamente cometer una  infracción contra la seguridad de las Fuerzas Armadas.
Específicamente, se lo investigó porque, presuntamente,   permitió que una columna de las FARC escapara de territorio ecuatoriano. El hecho también se  habría dado en el sector de Tasé, Sucumbíos, antes de que se encontrara el manuscrito de  Raúl Reyes.
  
En el libro ‘El Juego del  Camaleón’, se reseña que Hidalgo, al mando de  80 uniformados (seis oficiales y 74 soldados), se encontró con los irregulares y habló con una mujer que era jefa  de las FARC. Ella le dijo que no querían enfrentamientos con el Ejército ecuatoriano y que dejarían la zona. Hidalgo habría accedido.
 
En su versión  a la Fiscalía el  oficial se defendió. Dijo  que cuando descubrieron el campamento  de las FARC estaban en desventaja numérica y su prioridad fue  “salvaguardar la vida del personal a su cargo”. Además, explicó  que  10 minutos antes, su unidad halló un  campamento guerrillero “camuflado y dispuesto para albergar de 150 a 200 hombres”.

Luego de ese incidente, Hidalgo   estuvo detenido, pero  una  Corte Militar lo absolvió. Desde julio de 2008, es  jefe de Comunicación Social de la Brigada  Pastaza.

Según su abogado, el oficial  pidió la baja de la institución armada, pero no fue aceptada. “No dieron una razón legal para la decisión. Quieren presionarlo. Incluso conozco que se pidió la cancelación de su visa a EE.UU.”.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)