6 de noviembre de 2020 18:02

Al menos 150 desaparecidos deja Eta tras su paso por Guatemala 

Pobladores cruzan a través de caminos improvisados ​​por los derrumbes ocasionados por el paso de la depresión tropical Eta, en Purulha (Guatemala). Foto: EFE

Pobladores cruzan a través de caminos improvisados ​​por los derrumbes ocasionados por el paso de la depresión tropical Eta, en Purulha (Guatemala). Foto: EFE

valore
Descrición
Indignado 0
Triste 0
Indiferente 0
Sorprendido 0
Contento 0
Agencia EFE

El presidente de Guatemala, Alejandro Giammattei Falla, aseguró este viernes 6 de noviembre del 2020 que los reportes de diversas entidades estatales han dado cuenta de que hay, al menos, unas 150 personas entre desaparecidas y fallecidas en tres aldeas del norte del país azotadas por el paso de la depresión tropical Eta.

"Calculamos que entre fallecidos y desaparecidos, las cifras no oficiales, porque no los tenemos confirmados, nos arrojan unos 150 muertos", dijo el gobernante en una conferencia de prensa sostenida en la sede central de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred).

Los fallecidos y desaparecidos se encuentran soterrados por un deslizamiento de tierra que cayó sobre unas 150 viviendas de la aldea Quejá, en el municipio de San Cristóbal Verapaz, en el departamento de Alta Verapaz, 205 kilómetros al norte de la Ciudad de Guatemala.

Giammattei detalló que no fue hasta ayer 6 de noviembre del 2020 en la tarde que "miembros de la quinta brigada del Ejército que arribaron a Quejá y tuvieron que hacer el recorrido por la montaña, a pie, para poder llegar", dada las condiciones del clima en el país centroamericano, donde continúa la lluvia al norte y este del país.

Además, en las aldeas aledañas Chapenal y Saquixim hay en suma 120 personas evacuadas y un centenar de viviendas inundadas, además de "mucha gente que aún no quiere salir de casa", como indicó el presidente.
Según el mandatario, hay unas 2.500 personas que han perdido todas sus pertenencias en el sector de las tres aldeas cercanas a San Cristóbal Verapaz "y aún continúan los derrumbes".

Oficialmente, sin embargo, Guatemala contabiliza ocho fallecidos por Eta alrededor del país y 18 desaparecidos.

Miles de pérdidas y afectados 

En total, la depresión tropical Eta ha afectado a 75 000 personas en Guatemala según las cifras que ofreció el mandatario este mediodía en su comparecencia ante los medios de comunicación.

Por su parte, el ministro de Agricultura, Ganadería y Alimentación, José Ángel López, indicó que Eta afectó las cosechas de al menos 6.000 familias y calculó que hay alrededor de 3 100 hectáreas de plantaciones dañadas.

Pero tanto los muertos, los desaparecidos y los daños en viviendas y hortalizas son apenas un estimado dada la inaccesibilidad de algunas zonas donde ni siquiera ha podido llegar la ayuda en helicóptero por la nubosidad y lluvia provocadas por Eta.

En el norteño departamento de Peten y en Quiché, además "recién se había sembrado en octubre y noviembre la segunda siembra de maíz y frijol y algunas de estas nuevas siembres se perdieron", dijo López.

Giammattei insistió en los recuerdos que le han producido los efectos de Eta a la catástrofe del huracán categoría cinco Mitch, que hace 22 años devastó la región centroamericana con sus vientos de más de 250 kilómetros.

El paso de Eta en Guatemala hacia el mar Caribe en las últimas, ya debilitado tras su avance por Nicaragua y Honduras, "nos recordó mucho al Mitch, un sistema muy lento. Eta va entre siete y 10 kilómetros por hora recogiendo toda la humedad y su mismo sistema de convección hace que recoja la humedad y la vuelva a soltar", analizó el titular del Ejecutivo.

"Eta va a seguir su rumbo al noreste y vamos a pasar a dejar la lluvia por 72 horas, porque viene una corriente del este que entrará al país entre miércoles y jueves", añadió Giammattei, aunque esto podría cambiar si se debilita "la nueva banda" húmeda que llegaría la próxima semana.

Los departamentos más afectados al momento por la depresión tropical Eta son Izabal, Petén, Quiché, Alta Verapaz, Zacapa, El Progreso, Jutiapa y Santa Rosa, donde ayer fue declarado por el Gabinete de ministros un estado de calamidad por los siguientes 30 días (sujeto a la aprobación del Congreso).

Los fondos para la emergencia

Giammattei adelantó que, además, pedirá la medida de excepción para el departamento de Huehuetenango, al oeste de Guatemala y colindante con el sureño estado mexicano de Chiapas, por los daños y derrumbes registrados en la región.

También, mencionó que ayuda con unas 10 000 libras de comida en dos aviones estadounidenses y uno local se fueron al departamento de Izabal y agregó que posteriormente intentarán trasladar el aporte al norte del país, donde sucedió la tragedia en Alta Verapaz.

Giammattei enfatizó que solicitará al Congreso un fondo de emergencia para los damnificados "alimentado" por las regalías de las empresas mineras, además de que pedirá más de 25,7 millones de dólares "recogidos al narcotráfico, el crimen organizado y la corrupción, en efectivo, que han sido extinguidos".

Además, solicitará que los más de 15,7 millones de dólares en efectivo hallados semanas atrás en una casa particular vinculada al exministro de Comunicaciones José Luis Benito, sean también "extinguidos rápidamente" por un juez para usarlos para la emergencia, "pues no creo que nadie los reclame", concluyó.

Descrición
¿Te sirvió esta noticia?:
Si (0)
No (0)